Caras

RSS

Instagram

Facebook

Twitter

11/09/2018

Los Murciélagos dieron cátedra de inclusión y buen juego en San Isidro

En una nueva edición del Pink Soccer de CARAS, se celebró el fútbol de una manera diferente y conmovedora.

Si el fútbol es “pasión de multitudes” y uno de los pocos deportes que no le cierra las puertas a nadie que quiera practicarlo, el fin de semana en San Isidro se volvió a dar una prueba cabal de su carácter inclusivo. Porque además de realizarse un nuevo torneo de Pink Soccer con la presentación del Team CARAS, la invitación al seleccionado masculino de no videntes, “Los Murciélagos”, estremeció a las chicas participantes y a los muchos testigos presentes en el Campo de Deportes N° 6 de la comuna. Con la base del plantel que conquistó este año el subcampeonato del mundo en Madrid, el equipo dirigido por Martín Demonte, Germán Márquez (preparador físico y guía) y Claudio Falco (entrenador de arqueros) dejó una estela de fortaleza y tenacidad muy difícil de borrar. Para la mayoría de la gente fue toda una novedad ver en vivo y en directo un partido entre equipos de no videntes, con las particularidades del caso como el tamaño de la cancha (para seis jugadores), los laterales con contenciones inflables y la pelota con cascabel, además de los términos particulares con los que se indican distintas situaciones del juego.

Lee también: Barby Franco volvió a su barrio gracias al Pink Soccer


“Entrenamos durante todo el año de lunes a viernes en el Cenard, salvo un mes que tenemos vacaciones. La liga argentina nuclea a unos veintiocho equipos de todo el país, y hoy vino la base del seleccionado sin los chicos del interior. Lo del Mundial fue muy bueno, lástima que Brasil nos dejó con las ganas en la final”, explicó Darío Lencina, arquero de Estudiantes de la Plata y uno de los tres que estuvieron el domingo en San Iisdro, al igual que Germán Muleck y Guido Conzoni. Junto a los tres arqueros, único puesto en el que se juega con personas videntes, los “murciélagos” presentes fueron Froilán Padilla, Ignacio Oviedo, Vicente Sucalá, Marcelo Panizza, Matias Olivera y Silvio Velo, Este último, de 47 años, fue elegido como el mejor jugador del mundo en mundiales anteriores y lo llaman “El Messi” de la disciplina. Primero se enfrentaron dos equipos de “murciélagos”, y en segundo término el seleccionado jugó contra las chicas de Pink Soccer. Este partido fue seguido con una atención conmovedora desde los cuatro costados, ya que los futbolistas rivalizaron contra chicas que no se cubrieron la vista. El intendente Gustavo Posse (56) y su equipo de colaboradores quedaron maravillados ante los recursos esgrimidos por los representantes de la escuadra nacional, una sensación que también embargó a Matías Alé (41), a la Directora de la Revista CARAS, Liliana Castaño, y a Gaby Bukmaier, de Pink Soccer. Ambos encuentros se jugaron con pelotas especialmente fabricadas por la marca Cairo, cuyo dueño, Ramón Cairo, aprovechó la contingencia para obsequiarle a Posse una pelota diseñada para él con su rostro y el logo de su intendencia.

Mientras el torneo femenino se desarrollaba en las distintas canchas de césped natural, en la de sintético el fútbol inclusivo sumó otro capítulo ni bien finalizó la exhibición de “Los Murciélagos”, Fue la actuación de un Team CARAS diferente, integrado por chicas de la ONG Señas en Acción más la diseñadora Paz Cornú y la periodista de CARAS, Naiara Vecchio. Señas en Acción (SEA) integra a personas sordas con el fin de difundir la lengua de señas argentinas en todo el país, y a través de esas señas establecer puentes de comunicación. Fue sorprendente ver el manejo y la técnica de estas chicas, que protagonizaron un partido muy parejo y entretenido contra Pink Soccer. “Estamos muy contentas, es la primera vez que venimos a competir con un equipo y todo salió increíble. Queremos que muchas personas sordas se acerquen a la ONG, ya que aprendiendo la lengua de señas dejan de tener barreras y se van intergrando”, se explayó feliz Agatha Fornasa, presidenta de la entidad con sede a dos cuadras de la Casa Rosada. La cordobesa Paz Cornú fue toda una revelación, ya que nunca antes se había acercado al fútbol femenino. De la nada, a puro empuje y enjundia, hizo uno de los dos goles de CARAS para el dos a dos final, y además convirtió su penal en la definición desde los doce pasos, que ganó CARAS dos a uno. “Le puse la misma garra que le pongo a todo lo que hago, y salió bien. Fue el primer penal que patee en mi vida, ahora con la diez en la espalda les va a ser dificil bajarme del pony (risas)”, dijo en compañía de su novio, Diego Orden, con quien cumplió un año de relación durante el fin de semana. Elegida muchas veces por Antonela Roccuzzo (30), Jimena Barón (31) y Mica Viciconte (29) para lucir sus prendas, Paz bromeó acerca de la reacción de la mujer de Lionel Messi (31) por su diez en la espalda. “Espero que Antonela no se ofenda cuando me vea con la diez (risas). Creo que lo mío con ella va más por el lado de la moda, y no del fútbol”, acotó.

A la par de estos momentos que se suelen repetir cuando juega el CARAS Team, el campeonato en sí reunió a 28 equipos que dejaron todo en la cancha para llegar hasta las instancias finales. Fueron setenta partidos y más de seis horas de juego, matizadas al mediodía con la música de la murga “Los Divertidos de San Isidro”, que coronaron en el podio a “5 Futsal”, las campeonas, “No la dejes ir”, subcampeonas, y “Fui a la pelota”, las terceras. Con la conducción de Tomás Fricher y la música de fondo del deejay Mariano Legui, el escenario se llenó de festejos y alegría cuando los tres planteles subieron a retirar los trofeos y sus premios de Caol, Sking’s y Mary Kay. Y todas las chicas se fueron con una sensación a la que ya las acostrumbró Pink Soccer: que lo mejor aún está por pasar…

Fotos: F.De Bartolo/Perfil y Ernesto Pagés.
Agradecimientos: Caol, Sking’s, Hawaiian Tropic, Mary Kay, Agatha de Sea y Martín de los Murcielagos.