Caras

RSS

Instagram

Facebook

Twitter

04/12/2018

Toda la intimidad de la 26° Gala Aniversario de Caras

Con la presencia de las máximas estrellas de nuestro país y los niños del año, esta publicación celebró un año más. ¡Todos los detalles en la nota!

Cuando la primera edición de CARAS vio la luz, aquel 8 de octubre de 1992, nadie hubiera imaginado que 26 años después una tapa como la de la Gala Aniversario de este número fuera posible. La subrogación ya era un hecho en los Estados Unidos -oficialmente inaugurada en 1976 por el abogado Noel Keane, en Michigan-, pero en la Argentina era una realidad impensada. Aunque en el Hemisferio Norte es una práctica que lejos está de ser una novedad, a nivel local, la subrogación de Luciana Salazar (38), Alejandro “Marley” Wiebe (48) y Flavio Mendoza (43) abrieron el camino a una nueva forma de concebir. Su deseo de ser madre y padres, respectivamente, hizo que valiera la pena enfrentar el prejuicio instalado, hasta que el halo angelical de los bebés hizo lo suyo y no quedó otra alternativa que entregarse a la ternura.

Tan públicos como sus padres, entraron en el corazón de la gente como si fueran familia propia. El primero en nacer fue Mirko Wiebe, el 27 de octubre de 2017, con un peso de 3,220 kilos y 51 centímetros, luego de que el parto de la madre subrogante de raza negra, Britany, se adelantara a la semana 37. Al poco tiempo de nacer, se convirtió en estrella, al grabar con su padre el ciclo de Telefe, “Por el Mundo, con Mirko”. Antes de cumplir el año, fue Récord Guinnes por haber volado una vuelta y media al mundo (60.000 kilómetros), a lo largo de los que conoció a una interminable lista de famosos: su madrina, Susana Giménez, Diego Maradona (58) y hasta el ex presidente de los Estados Unidos, Barack Obama (57). Las postales de sus encuentros fueron compartidas en su cuenta de Instagram, donde lo siguen 2,3 millones de seguidores.

Matilda Salazar nacería menos de un mes después, el 15 de diciembre del año pasado, en una clínica de Miami. Pesó 4 kilos, midió 53 centímetros y tuvo de padrinos a la abogada Ana Rosenfeld y al periodista Marcelo Polino. Su madre había sorprendido un año antes desde la tapa de CARAS cuando anunció que había congelado óvulos para asegurarse el sueño de ser madre. La conductora y actriz enfrentó con estoicismo las críticas, hasta que demostraría en los hechos que había nacido para ser madre. La cuenta de Instagram “lovingmatilda” tiene casi 80 mil seguidores.

Dionisio Mendoza nació el 12 de abril de 2018, también en Miami. Su padre llegó de la mano de la madre subrogante, Giselle. Pesó 4,3 kilos y midió 53 centímetros. Según le explicó Flavio a CARAS, eligió su nombre en honor al caballerizo que trabajaba en el circo de su papá, quien lo llevaba a “cococho” mientras le decía: “Vos podés ser lo que quieras, porque los únicos sueños que no se cumplen son aquellos que no se sueñan”. Su sueño hoy es una realidad. Para no ser menos, Dionisio también tiene 80 mil seguidores en su cuenta de Instagram “dionisiomendozaok”.

Por su historia tan reciente como conmovedora, la Gala por los 26 años de CARAS se inspiró esta vez en esos tres bebés celebrities, fruto de madres sustitutas, y en las dos grandes divas de la televisión argentina, Mirtha Legrand y Susana Giménez, como íconos del Universo CARAS. Todos fueron convocados en una de las casonas más sofisticada de Buenos Aires, La Mansión del hotel Four Seasons, custodiada en su explanada de ingreso por dos vehículos referenciales de DS Automobiles, que encarnan perfectamente el espíritu del encuentro. Así, los invitados fueron recibidos por un DS 7 Crossback y un clásico DS 21 del año ‘68, presente y pasado de la marca que simbolizan la tradición vanguardista. El primero en llegar al ex Palacio Alzaga Unzué fue Marley, inseparable de su séquito de cuatro colaboradores (dos del canal Trece) y con el angelado Mirko en su brazos. Impecable con un smoking negro de Dolce & Gabbana con pañuelo colorado -el color símbolo de CARAS- en la solapa, su hijo brilló con un look total white basado en los niños de la realeza de la diseñadora Paula Balmayor. El detalle diferente lo marcaron los tiradores y un moño colorado, en simetría con los colores elegidos para la foto de tapa. El conductor se dirigió al salón donde se realizó la tapa y enseguida entretuvo a su hijo con el kit de juguetes para bebés que le obsequió la gente de Chicco. “Cuando me convocaron para hacer esta tapa me pareció raro, porque nunca recuerdo que se haya hecho algo así con bebés. Fue todo un operativo vestirlo, traerlo y que aguante toda la situación con buen humor, porque es habitual que a esta hora del atardecer le agarre sueño. Generalmente se duerme a las ocho y media, por suerte hoy (por el miércoles) viene aguantando bastante bien”, explicó quien generó todo un fenómeno social con su paternidad. “Nunca me imaginé toda esta locura de las redes sociales y menos que Mirko llegara a tener, en menos de un año de vida, dos millones trescientos mil seguidores. No es muy explicable todo lo que pasa con él, todo el mundo lo quiere conocer como si fuese un evento, la gente me toca el timbre en casa… Trato de calmar toda esa locura para que no se me desborde”, confesó. Y admitió que Mirko tiene sus días sociables y otros no tanto, que trata de no sacarlo mucho de su casa y que se adaptó increíblemente bien a los viajes: “En todos los que hicimos la pasó muy bien, se acostumbró y ya tiene varios sellos en su pasaporte”, precisó. Mientras sus colaboradores apelaban a cantarle “La Farolera” cada vez que el humor de Mirko decaía, la llegada de Flavio Mendoza con Dionisio le puso más ambiente de guardería a la sala. Ambos vestidos también por José Valosen, Flavio de smoking negro y su heredero con chaleco, pantalón y camisa blanca, los bebés se entusiamaron con los autitos Turbo Touch de Chicco.

Flavio comentó que muchas veces se le duerme el brazo de tanto alzar a su hijo. Durante varios minutos, ambos varoncitos quedaron cara a cara e interactuaron a su manera, y Mirko hasta se tomó el atrevimiento de sacarle el chupete a Dionisio. Ese mano a mano infantil no dejó de sorprender a los testigos, ya que daba la impresión de que las criaturas se conocian desde siempre y se comunicaban con fluides.

“Cuando lo veo a Marley con Mirko me encanta. Nos parecemos en mucho, somos luchadores que quisimos ser papás y buscamos cumplir nuestro sueño. Verlo realizado me parece muy lindo”, le dijo a CARAS el productor teatral. “Ser parte de esta tapa con Dionisio es muy especial para mi por el momento que estoy viviendo con mi hijo. Si bien uno es una persona pública y nuestros hijos crecen siendo públicos, al no entenderlo ellos todavía puede que algún día nos pasen factura. Pero entiendo que ya crecen de otra forma. Más allá de esto, trato de darle mucho amor para que crezca feliz”, explica. Y a continuación hace una retrospectiva de su carrera y de lo que significa ser parte de esta tapa junto a las divas: “Nunca pensé que iba a posar al lado de semejantes figuras como Susana o Mirtha. Pasé de ser un bailarín de casting a coreógrafo, de coreógrafo a director, luego a contratar figuras de peso muy fuerte de nuestro país. Siempre digo que no hay que subestimar nunca a nadie. Estar con mi hijo en esta tapa termina de coronar una vida como siempre la quise”. Aunque admite que le dará libertad para que elija lo que quiera hacer de su vida, el niño crecerá rodeado del universo teatral: “Dionisio está más que nada en casa y lo llevo al teatro para que se vaya acostumbrando al teatro y al ruido. Duerme con la televisión, pero lo estoy llevando conmigo porque se viene una temporada larga. Me voy a Carlos Paz con “Siddharta”. Ya están adecuando el camarín para que esté conmigo. Me va a acompañar al teatro por lo menos la primera función, porque yo lo acostumbré a bañarlo a las 23:30, así a la medianoche está dormido. Ese ritual de dormirlo tarde es para que alargue más la noche. Entonces la primera función empieza a las 22:00 y termina cerca de la medianoche, así que cuando termina se va con la niñera y mis hermanas a casa, mientras papá sigue trabajando…”

El productor teatral llegó acompañado por dos asistentes y una de sus hermanas, aunque tuvo a su bebé casi todo el tiempo en brazos: “Hay mucha gente que me ayuda, sino no podés trabajar y tener un bebé. Igualmente me desenvuelvo muy bien con él porque no tengo niñera de noche. A la medianoche pierdo el encanto como la Cenicienta y hasta el mediodía estoy sólo con Dionisio, así que lo levanto a la noche para darle la mamadera, cambiarle los pañales y darle de comer. Al mediodía me voy a hacer ´Los Especialistas del Show´, después vuelvo y lo saco a pasear. Fue muy importante para mí estar en todos esos detalles”. Así como él cumplió su sueño de la infancia, tanto de triunfar en el espectáculo como el de ser padre, lo mismo imagina para su hijo: “A Dionisio lo voy a preparar en todo lo que pueda, pero él va a decidir. Estoy convencido que para que alguien sea feliz tenés que apoyarlo en lo que decida. Lo voy a preparar en lo que me gusta, pero si el día de mañana quiere ser alpinista, aunque no me guste, lo voy a apoyar en lo que lo haga feliz”.
El cartón lleno de los bajitos se dio cuando hizo su aparición Luciana Salazar con Matilda, la beba a la que Susana Giménez definió como “un sueño”. La entrada de Matilda impactó a todos, y la misma Susana, que la conoció por primera vez, no perdió el tiempo y ofició de celestina para presentarle a Mirko. “¡Le gusta, le gusta!”, bromeó la diva. “¡Un besito!”, incitaba a Mirko, mientras el pequeño en su inocencia mordisqueaba el teléfono de su papá. La única reacción de Mirko fue balbucear “papá” para la ovación de su madrina, quien celebró las primeras palabras del pequeño. En brazos de su madre, Matilda obnubiló con su belleza y simpatía. “¡Pero qué princesa!”, exclamó Mirtha. “Mostrame bien el vestido”, le pidió a Luciana, vestida por Camila Romano y peinada por Eddie para Cerini, mientras que la pequeña lució un diseño en satén con apliques de moños traseros especialmente confeccionado por la diseñadora Floriana Benitez, y que acompañó con balerinas de “Te Como a Besos”. Emocionada, la conductora del ciclo de NET TV, “Chismoses”, celebró el encuentro de su hija con los dos bebés celebrities. “¡Se conocieron Mirko, Matilda y Dionisio! ¡La cumbre de los niños! Son hermosos, unos nenes llenos de vida que vinieron a este mundo a traerles alegría a tres personas que tenían muchas ganas de ser padres y madre. Estamos chochos, felices. Fue la mejor decisión de nuestras vidas”. Luciana destacó el hecho de que su hija comparta una tapa junto a las divas del espectáculo argentino: “Le dije a Matilda que tenía que acordarse de esto para toda la vida, porque estuvo al lado de Mirtha y Susana. Los dos emblemas de las mujeres argentinas. Siempre le voy a recordar el haber conocido a estas dos mujeres tan icónicas”. Respecto a cuánto le cambió la vida su hija, una Salazar revitalizada explicó: “Matilda me cambió la vida para bien, aunque ya no tengo el tiempo para dedicarme a mí y encima ahora trabajo todos los días como conductora. Es complicado pero estoy feliz, y lo gratificante es ver esa sonrisa y esa magia que tiene Matilda. La miro y veo su aura, tiene mucha luz propia. Veo lo que genera en los demás y tiene muy lindo carácter. Está más acostumbrada a las fotos que Mirko y Dionisio (risas). No la saco mucho a lugares públicos ¡Tengo ganas de mandarla al jardín pero estoy en lista de espera porque me acordé tarde!”

Haciendo gala de su experiencia materna, Susana se jactaba de ser la única capaz de calmar a su ahijado, ya sea dándole algo de comer o tarareándole el “Arrorró”. El momento de la ansiada tapa se acercaba, y mientras un grupo de diseñadores con sus musas se alistaba y socializaba en otro sector de La Mansión, las dos divas y los padres de las criaturas se complotaban para lograr ese mágico momento fotográfico, tan difícil de cristalizar cuando hay bebés. Mañas, artilugios y sabias recetas salieron a la luz para que los tres niños miraran la cámara del Editor Jefe de CARAS, Federico de Bártolo. Marley se paró en el centro del telón sosteniendo a Mirko en posición frontal, y a sus dos lados se ubicaron Susana y Mirtha. Sentados sobre la alfombra debajo de ambas divas, Flavio y Luciana sostuvieron a Dionisio y Matilda, quien se sentó al lado de su madre. La energía y vitalidad de los bajitos hizo fácil lo difícil, ya que a pesar de un cierto halo de tensión y a la cantidad de gente presente en el lugar, las fotos fluyeron en un tiempo menor al esperado. Quién mejor describió la situación, cuando las fotos ya estaban consumadas, fue Mirtha Legrand. “Es mucho para ellos. Si ya es mucho para nosotras, imaginénse…” Y como premio a semejante actitud, Chicco le regaló a los tres “mini divos” un triciclo pelicano y un kit de ´productos para ellos.

Claro que la gala no fue sólo divas y “bebés celebrities”, sino que también se le rindió tributo a la moda con la presencia de importantes diseñadores de la Argentina. Una premisa compartida por DS Automobiles, que reafirmó su posicionamiento con la moda acompañando a estos diseñadores referentes, alineándose la marca con las propuestas que marcan tendencia a través de vehículos seductores, audaces y herederos de una tradición vanguardista. Entre los diseñadores estuvo la siempre elegante Evangelina Bomparola, quien lució una falda negra con flecos y una camisa naranja, su color de la temporada. “Como en cada una de mis colecciones, el color juega un papel muy importante. Los que vibran y los pasteles, siempre combinados con neutros como el blanco o el negro”, contó. Sin musa que la acompañara, “Eva” ejerció ella misma de modelo: “No me gusta embanderarme con ninguna persona, si con un estilo de persona. Por eso elegí venir sola”, reveló. Elegante y sutil, la diseñadora tiene como objetivo vestir a una mujer libre, que sabe lo que quiere y no le teme a los colores. Junto a su musa, Ivana Saccani (34), el reconocido diseñador Gabriel Lage (by José Valosen) afirmó: “Ivana representa muchísimo a la mujer, es sencilla, espléndida, educada, relajada y bellísima. Yo vivo a mil y ella me baja, es un placer”.

La modelo y mujer de Sebastián Estevanez (48) tiene un estrecho vínculo con CARAS: “Siempre estuvieron en los momentos más importantes de mi vida: vacaciones, casamientos y los nacimientos de mis hijos”, dijo quien lució un diseño rosado en oro y plata de la última colección de Lage, Dancers 2019. “Es absolutamente diseñado sobre transparencia y todo lo que se ve está hecho a mano. Es un vestido que tiene cinco meses de trabajo en un rosa que va a seguir muy fuerte los próximos años en las pasarelas, acompañado por plata y oro. Este tiene como un platino que le queda bien a las rubias y también a las morochas”, puntualizó el modisto. Inspirado en la Mujer desacartonada y sin rigidez, Lage detalló que su nueva colección buscará ante todo la comodidad de quien lleve sus diseños. Junto a la revista desde sus comienzos, brindó por la fidelidad de tantos años: “Es fantástico poder festejar con CARAS porque me acompaña siempre. Soy testigo de que trabajan hasta cualquier hora y esa es la base del éxito y el trabajo. Lo acabo de escuchar de Valentino y hace muy poco de Armani”.

Gino Bogani rindió tributo a la amistad con CARAS: “Siento una estima muy grande por todo el equipo de la revista, ya que me acompañaron en mis inicios y hoy me siguen apoyando en todos los momentos importantes. Siempre estaré agradecido porque fueron fundamentales para mi crecimiento nacional e internacional. Por eso, en este nuevo aniversario honro a la revista con un vestido realizado especialmente para la Gala”, manifestó Bogani sobre el modelo que lució su musa, Florencia Grillo, de la agencia Lo Management, peinada y maquillada por Florencia Chacra. “Elegí como color un gris azulado, realizado en tres telas diferentes: gasa labrada fassone, hilos de lamé dorado con fondo de seda natural y tul composé con filetes en oro. Y como detalle importante: los aros fueron de Bijou Couture, confeccionados en acrílico, murano, strass y metal”, agregó el prestigioso diseñador de alta costura. Otro de las tijeras convocadas para homenajear la Moda fue Benito Fernández (66), quien eligió como musa a Agustina Pivowarchuk (22), modelo que el año pasado ganó el Concurso CARAS Glam, hoy del staff de American Pink Model, y quien este año representará a la Argentina en Miss Universo. “Hoy traje uno de los vestidos que presenté con mi nueva colección de Alta Costura, Whisky. Elegí ese nombre porque quise reflejar a la mujer de hoy, que es como esa bebida: fuerte, con color, aroma y presencia. Lo que luce Agustina es un modelo que tiene, por debajo, un encaje transparente bordado en cristales en tono violeta y, por arriba, gasas en gajos violetas, azules y obispos. Cuando me convocó CARAS pensé en un diseño que refleje bien mi estilo, porque lo mío es la estampa, el color, y la mujer sexy”. A un año de haber celebrado sus treinta años con la moda, Benito también se refirió a los proyectos futuros: “Estar activo me vuelve más creativo y me hace sentir más joven. Ahora lancé zapatillas con Topper y el año que viene será mi cuarto perfume. También estoy por diseñar ropa para un juego de Internet y vengo de grabar para una película, ‘Encontradas’, en la que me interpreté a mí mismo y se cuenta el asesinato de una modelo. Todo lo que sea comunicar me encanta. Me gusta la radio, la televisión, y el año que viene tal vez participe en un reality televisivo de moda”.

Y repasó su vínculo con CARAS: “Liliana Castaño y Héctor Maugeri (Directora y Vicedirector de la publicación) han sido parte de mi carrera y hasta hicieron famoso a mi perro, José Antonio. Es una revista que siempre me protegió, acompañó y ayudó. Por eso, estar hoy acá para mí es estar con amigos, son una gran pata que ayudó a construir esta marca”. Agustina, su musa, ajusta los detalles para representar al país en el Miss Universo 2018, que tendrá lugar en Bangkok, Tailandia, y será transmitido el 16 de diciembre por la señal TNT. “Estoy preparándome hace dos meses y medio. Es un proceso muy estricto; desde pasarela, protocolo y estilismo, hasta oratoria. Es como una carrera profesional en corto tiempo ¡Estoy con muchas expectativas y nervios!”.

Thiago Pinheiro, socio de Laurencio Adot (quien no pudo asistir a la gala porque se recupera de un ACV), se presentó con la actriz Stefanía Roitman (23), novia de Gastón Soffritti (26) y protagonista de “Millennials”, que se estrenó el lunes 22 por NET TV. “Con Laurencio participamos de todas las galas de CARAS, siempre acompañamos a esta revista que sigue creciendo en el universo de la moda y el espectáculo”, afirmó Thiago antes de referirse al impulso positivo que tiene su marca, a pesar de lo ocurrido con Laurencio. “Con todo lo que nos pasó, estamos con más fuerza que nunca para generar proyectos. Laurencio no pudo venir a la gala, lentamente se está recuperando. Pero por idea de él, decidimos que nuestra musa sea Stefi y que luzca un vestido que nos llevó cuatro meses para bordarlo. Es un vestido de tul, bordado a mano canutillo por canutillo, en tonos de verde, cobre y plata. ¡Lo diseñamos especialmente para ella. Es una verdadera obra de arte! Nuestra idea, al elegirla a Stefi, es demostrar que también las chicas jóvenes pueden lucir Alta Costura”, agregó el diseñador que, junto a su socio, prepara la próxima colección de invierno 2019, que presentarán en marzo. Sin ocultar su orgullo por ser elegida, Roitman también dijo lo suyo: “Para mí es un placer y un honor ponerme un vestido de Laurencio. Cuando me lo propusieron, de una dije que sí. Es un sueño lucir este hermoso diseño. Tuve la oportunidad de ir al atelier y verlos trabajar, estoy re contenta. Para mí, este año fue muy intenso, de mucho crecimiento. Y estar en la Gala de CARAS como musa de Adot es genial”.

La diseñadora María Gorof (35) seleccionó como musa a la modelo de Multitalent Agency, Connie Mosqueira (24). Confeccionó un vestido íntegramente bordado en cristales, con un delineado moderno para cortar un poco los dibujos, la sugerente espalda con transparencias y un tajo frontal acentuaban la sensualidad del diseño estilo sirena. Gorof eligió para ella un mono negro que conjugaba con el look de la modelo. “CARAS me acompañó siempre durante mi carrera, crecí mucho gracias a la revista y me encanta poder ser parte de esta nueva celebración”, expresó.

La música tuvo también su lugar en la gala, sobre todo a partir de la presencia de una figura como Valeria Lynch. La cantante lució un vestido bordado con micro cristales Swarovski y detalles en encaje francés, diseñado por Claudio Cosano. Lo combinó con zapatos de Carmen Steffens. Su intervención constituyó uno de los momentos mágicos de la noche, haciendo cantar y bailar a todos los presentes. “Elegí interpretar ‘Piensa en mí’, que es como un himno, una de las canciones infaltables en cada recital. Además fue a pedido de mi amigo Héctor Maugeri. También canté ‘Me das cada día más’, un tema que le encanta a todos los públicos. ¡No falla nunca! (Risas). La prueba fue que se formó un gran coro entre los invitados. Son dos temas que van a hacer explotar el Gran Rex el 14 y 15 de diciembre”, anunció. Ovacionada tras su mini show, en el cierre incluyó un cálido saludo a los presentes quienes no dejaron de corear cada uno de los estribillos. “Fue un placer ser parte de esta gran fiesta de cumpleaños número 26, compartida con amigos y colegas. Fue un evento único”, agregó.

Recién llegada de Las Vegas, donde participó de los Latin Grammy, la venezolana Marger (39) cerró la noche al ritmo de éxitos de los años ochenta. Referente del soul hispanoparlante, la cantante se prepara para el lanzamiento de su nuevo disco el próximo año, del que ya se conoce el primer corte, “Te lo advierto”: “Vine a la Argentina exclusivamente para asistir a la fiesta. No quería dejar de estar con CARAS en su celebración número 26. La revista siempre apuntaló mi carrera, y cantar aquí era una promesa que yo hice hace varios años”, dijo. Luciendo un vestido negro, que le marcaba la figura, con bordados en pailletes en tono verde de la diseñadora boliviana Rosita Hurtado, Cecilia Marger Sealey llegó al Four Seasons de la mano de su marido, el estilista argentino Leonardo Rocco (41). Bautizada como “La reina del Soul”, suelen compararla con Donna Summer y Whitney Houston por su poderoso caudal de voz, que sorprendió y emocionó durante la Gala Aniversario de CARAS. “Es un halago que me comparen con ellas. Son mi inspiración y dos grandes ídolas que me marcaron”, confesó. Dueña de una extensa carrera artística, Marger impactó con su carisma a partir de su trabajo en “Fama” en la calle Corrientes. Y desde allí se le abrieron puertas importantísimas en esta ciudad, siendo apadrinada por personalidades del espectáculo como Alejandro Romay, “Pepito” Cibrián (70) y Adrián Suar (50). Pero sin duda, el mayor espaldarazo se lo dio Susana Giménez, cuando la incluyó en su show televisivo para ser una de sus secretarias.

El set musical lo completó Josefina Silveyra (25), quien con su magnífica voz interpretó temas de Whitney Houston, Beyoncé (37), Ariana Grande (25) y presentó su primer tema, “Geisha”. La joven, que además es bailarina y compositora, fue corista de Lali Espósito (27), Axel (41) y Luciano Pereyra (37), y acaba de presentar su segundo corte, “Otra vez”. “Me inspira el amor. Soy muy romántica y escribo acerca de mis experiencias personales. Los momentos de bajón son los más apropiados a la hora de escribir”, contó la ex pareja de Nicolás Cabré (38). “Las letras de mis temas no tienen nombre ni apellido. Sólo trato de plasmar situaciones personales vividas”, definió la artista.

Para ambientar los cuatro salones de La Mansión y los jardines se encargó AlbisiniCid, empresa de organización de eventos de Gabriela Albisini y Carolina Cerutti junto con su equipo. En el área de niños recrearon el espació con sillitas Tiffany doradas, mega globos con helio, vajilla de niños de diseño, confeti, servilletas decoradas y botellitas con pasamanería. El sector donde cantó Valeria Lynch se vistió con mesas altas Tiffany doradas con arreglos de rosas rojas, y en todas las chimeneas hubo arreglos naturales de gran porte. En el área VIP de la empresa DS Citröen utilizaron mobiliario del hotel con sillas de esterilla, almohadones de pana en color rojo y azul, y mesas bajas de madera lavada y de diseño. Todo acompañado con arreglos florales de rosas rojas. En el área exterior dispusieron mesas altas Tiffany doradas con el mismo arreglo que en los interiores, y en los jardines dispusieron mobiliario Tiffany lavado con estética tropical, fanales de bambú, hojas de palmeras naturales, almohadones de lino y seda, y velas.

En el acceso a La Mansión, sobre la escalinata, colocaron copones con velones y camino con velas. Y como un detalle especialísimo, en el jardin se lució el mural de CARAS hecho pura y exclusivamente con flores. Elaborado por la empresa Mercado de Pétalos, consistió en un jardín vertical de 4 por 2,20 metros de altura en variedad de follajes (azarero, palma, orejas de elefante y hoja rota). El imponente logo midió 2 por 1 metros, con 700 rosas blancas y 500 claveles rojos importados del Ecuador. La realización del back en flores naturales fue creado por Verónica Rivera.

El menú, un clásico en cada celebración de la Revista CARAS, le correspondió a Schuster Catering con la presencia in situ de Carlos Schuster. Consistió en bruschettas mediterráneas con guacamole, tomate concassée, queso de cabra y choclo, sticks de queso con pesto de tomates y prosciutto ibérico, crostini de salmón gravlax con crema de dill, buñuelos de espinaca cremosa y parmesano, dumpling crujiente de pollo al curry con emulsión de zanahoria, sushi boston (salmón, phila y palta), green (salmón, verdeo, phila y pepino) y niguiris de salmón; fuentes de quesos blue cheese, brie, camembert, gruyere; tartas de puerros braseados con queso fontina, tomillo, salvia y provolone; y duxelle de hongos, tomates secos y espinaca al vapor. De plato principal se sirvieron spaghettis salteados a la vista con olivas, tomate concasseé y albahaca. La música fue del deejay Sebastián Repila, mientras que la barra de Tomate Algo, de Sebastián Policaro, respondió con los clásicos tragos de estación.

Como en toda celebración importante, la torta ocupó un rol preponderante. Y la que representó los 26 años de CARAS Argentina impactó al lado de la escalinata principal de La Mansión. Imponente, con una altura de 1,25 metros, se necesitaron tres semanas de preparación para lograr una auténtica obra de arte, realizada en forma artesanal por el experto pastelero Rodrigo, de @lerorocakes. Fue elaborada con bizcochuelos húmedos de Red Velvet mix con Campari Special Edition y cubierto con ganache de chocolate semiamargo de cardamomo y sal maldón, todo forrado con fondant de chocolate. El relleno de Buttercream de chocolate belga blanco, con ralladura de lima fresca, enables de ganache, mermeladas de frutilla y peras con rosas realizadas en Mendoza de manera artesanal, le dio un exquisito y exótico sabor. Para la decoración se realizaron 560 flores de azúcar entre rosas hydrangeas, amapolas, calas, alverjillas, cosmos, 150 arándanos y 450 hojas de azúcar, para los que se utilizaron 4,5 kilos de pasta de flores. Además, se usaron 20 glitter spots, pearls dust champagne y se incorporó el nombre CARAS en color cobre pintado a mano.

Cuando el atardecer del miércoles 21 ya comenzaba a hacerse noche, el salón L’ete de La Mansión fue el lugar indicado para que las dos grandes divas, Mirtha y Susana, compartieran un relajado encuentro íntimo con Luciana, Marley, Flavio, todos con sus bebés, y los dos directores de CARAS. Un espacio para la interacción que generó sabrosas anécdotas, momentos y declaraciones. “Me parecen maravillosos estos padres, porque les ha cambiado la vida. Los veo tan, tan felices… La vida es así, te quita pero te da cosas maravillosas como estos hijos”, dijo Mirtha. Y explicó que ella no se opone a esta forma de maternidad: “Los admiro realmente porque hay que ser muy valiente para hacer esto. Pero yo tuve hijos de una manera tradicional. Los veo y les ha cambiado la vida, se les nota en la cara la felicidad”. Y reveló parte de su charla con Marley: “Me decía que no duerme y está pendiente de Mirko. Le dije que tiene que tener otro, me respondió que tiene ganas pero que es mucho esfuerzo”. Respecto a su relación con CARAS, explicó que “es una revista muy querida por la gente del ambiente, por el público, la gente los adora, va a haber CARAS para rato”.

Y el hecho de compartir una nueva tapa con Susana no le pasó inadvertido: “Es una excelente amiga, somos familia, como dice ella. La quiero mucho, es un ser extraordinario. Nunca habló mal de nadie, es correctísima, educada, graciosa y divertida. Un ser pensante, una mujer muy inteligente”. ¿Qué proyecta Mirtha para su futuro? “No soy de proyectar, la vida me va llevando. Ahora me voy a Mar del Plata, desde el 5 de enero hasta el 17 de febrero. Después voy a hacer un viaje a París, si es que no hace mucho frío, porque hace un año que no descanso. Me encanta mi trabajo, me da felicidad”, admitió.

Muy cera de ella, mientas Valeria Lynch se sumaba al meeting y Jorge Fontevecchia, Presidente de Perfil Network se acercaba a saludar, Susana no dejaba de maravillarse ni con Mirko ni con los otros dos bebés, a los que conoció en la gala. “A mi ahijado lo vi llorar por primera vez, no llora nunca, ¡es un amor! Le di una galletita y se cayó, se ve que tenía hambre. Son todos divinos, unas bellezas, ¡mirá lo que son! Con ellos se da algo especial poque son bebés famosos y muy queridos para los argentinos, la gente habla con mucho, mucho amor de estos chicos. Fue el año de ellos, por algo será que salen así, son soñados”, contó con gestos de fascinación. Y confesó que tuvo que apelar al ingenio para decidir su vestuario. “Todos los años hacen la fiesta de colorado, ya me quedan pocos de este color (risas). Está muy bien el concepto”, dijo, y relató su combinación de marcas y prendas: falda de Tom Ford, blusa de Roland Mouret, tiara Dolce & Gabbana y zapatos Loboutin. Siempre presente en las grandes celebraciones de CARAS, se siente “muy mimada” por la revista. Y no pasó por alto todas las sorpresas que le deparó el 2018: “Fue un año movidito, la gente está haciendo muchos sacrificios y espero que todo lo que está pasando sea para bien. Yo no me puedo quejar, tuve un año de viajes muy divertidos, fui al Mundial, conocí Moscú, San Petersburgo, todo me fascinó… Ahora me iré más o menos el 15 de diciembre a Punta del Este para pasar las Fiestas”, reveló, y no se privó de despedir a Mirtha con un cariño explícito. “¿Te vas Chiquitinga? ¡Vos sos mi ídola!” Un saludo que las pinta de cuerpo y alma, y que sintetizó la atmósfera de calidez y conectividad en la que CARAS festejó 26 sus años. Con un concepto que, en sus albores, ni el más osado se hubiese atrevido a imaginar.

por Diego Esteves
y Carlos Cervetto
(producción y estilismo: Sol Miranda)

Foto de tapa: F. De Bártolo/Perfil.
Fotos: M. Dubini/Perfil, E. Giménez/Perfil,
N. Grassi/Perfil; Ernesto Pages,
Máximo Gómez y Marcelo Silvestro.
Asistente de fotografía: Ricardo Rodríguez y Renzo Rodríguez. Producción: Alicia Blanco y Alejandro Luciani. Redacción: Rebeca Peiró, Gaby Balzaretti, Fabián Cataldo, Kary López, Federico Levín, Naiara Vecchio, Delfina Ortega Nodar, Sabrina Galante, Leticia Pomo, Vicco García, Juan Cruz Cabral Lodoli y Karina Campos. Agradecimientos: AlbisiniCID Concepto Imagen Diseño (@albisinicid; www.albisinicid.com); Mercado de Pétalos( @mercadodepetalos) de Verónica Rivera; Paula Balmayor (@paulabalmayor); José Valosen; Literbrush; Bartolomé Joyas; Floriana Benitez Alta Costura; Te como a Besos (@tecomoabesos);
@rg_urbanwear Raul González;
Camila Romano (@camilaromano);
Repila, Barra Tomate Algo.

Archivado en: , , , , ,