martes 26 de marzo de 2019
caras
ACTUALIDAD | 26-10-2018 17:39

Dra. Daniela Gulli: rinoplastia y servicios estéticos de primera calidad

El consultorio de la Dra. Gulli cuenta con los mejores tratamientos y servicios para un cuidado óptimo de la piel y un diagnóstico de gran nivel. ¡No te lo pierdas!

Médica de la Universidad de Buenos Aires y también miembro de la Sociedad Argentina de Dermatología, la Dra. Daniela Gulli nos cuenta sobre su profesión y como la vive día a día. “La dermoestética es mi pasión, es por eso que entiendo que cada paciente es un universo, de ahí que reciben un tratamiento personalizado y adecuado según sus necesidades”.

Cada consulta está pensada para que el paciente viva un momento donde, además de cuidarse, pueda sentir que se toma un momento para sí mismo entre la vorágine de la semana. En el consultorio se desarrollan tratamientos de estética no invasiva, con lo último en tecnología para estética corporal y facial.

“Realizamos tratamientos de vanguardia como HIFU (Ultrasonido focalizado de alta intensidad), Criolipólisis, depilación soprano láser, mesoterapia facial y corporal, toxina botulínica, hilos tensores, entre otros. He podido notar que lo más solicitado entre mis pacientes es el cambio de perfil”.

“Un gran porcentaje está disconforme con la forma de su nariz y muchos de ellos no desean someterse a una cirugía por miedo, el post operatorio y, sobre todo, por su costo. La alternativa que propongo en el consultorio es la RINOMODELACIÓN”.

Este es un tratamiento que consiste en la aplicación de ácido hialurónico importado que se utiliza a nivel local. “El ácido hialurónico es una sustancia que se encuentra de manera natural en nuestro organismo, conformando parte de la matriz extracelular que otorga sostén a nuestra piel. Sin embargo, debido al paso de los años, la presencia de esta sustancia va disminuyendo considerablemente”.

¿Duele? “Casi nada, algo así como uno en una escala de 10”. ¿Cuánto tiempo lleva? “Es una intervención que dura alrededor de 20 minutos”. ¿Es permanente el cambio? “El tratamiento tiene una duración de 12 a 18 meses. Después de la intervención el paciente puede continuar con su vida normal, tomando recaudos en la zona tratada”.

“Lo mejor de este proceso es que no están los riesgos de una intervención quirúrgica con sus largos y dolorosos postoperatorios. Lo más importante es poder brindarse a las manos de una profesional capacitada y formada para el cuidado de la piel, la belleza y, por sobre todo, la salud”, cierra la doctora.

Conoce más ingresando en sus redes de Facebook e Instagram.

https://www.instagram.com/p/Bo_nqq2lxar/?taken-by=dra_gulli

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios