lunes 21 de septiembre de 2020
caras
ACTUALIDAD | 04-09-2020 22:00

Angela Leiva, la reina del Cantando: "La música me salvó la vida"

La cantante se refirió a la difícil etapa que atravesó por ser víctima de violencia de género. Galería de fotos

Dueña de una voz que se nutre de su encanto, Angela Leiva (31)  o “La Reina” como la llaman sus fans, canta desde que tiene uso de razón. En plena adolescencia, ganó  el concurso  “Pasión Canta” que transmitía “Radio Pasión”, gracias a la gente que votaba por mensaje de texto. A partir de ahí, su carrera fue en ascenso. Dice que su vida cambió en  un doscientos por ciento y empezó a vivir de lo que le gustaba.

En su casa rodeada de mucho verde, recibió a CARAS para hablar de su vida, su participación en el Cantando 2020 y la difícil etapa que atravesó por ser víctima de violencia de género de parte de un hombre que fue su pareja y representante.

Este año lanzó su séptimo disco titulado, “La Reina”, y para ella fue algo muy especial. “Marcó una etapa muy linda de mi carrera. ‘La Reina’ es un apodo que creo mi público. Lo acepté y lo corono poniéndole ese nombre a mi disco, que tiene entre otros temas ‘Lo Que me Hizo Usted’, una canción ‘al hueso’”, dice Angela, quien tenía prevista una gira por Estados Unidos y una agenda de shows completa hasta fin de año pero todo se suspendió por la pandemia. 
 

ANGELA LEIVA, la reina que revoluciono el cantando

   Actualmente se luce en el “Cantando 2020” en la pantalla de eltrece junto a Brian Lanzelotta y asegura que se siente privilegiada por participar del certamen. “Siento que estoy cumpliendo un sueño participando del cantando, me abrió las puertas a niveles tremendos de popularidad, me gusta salir de la zona de confort y me expongo a que me salga mal algo. No por ser una artista conocida me duermo en los laureles. Quiero que me conozcan más, saber qué puedo dar y qué no. Amo la puesta en escena, la interpretación junto a Brian, es un arte pimpinilezco”, comenta Angela.

    Desde niña, la magia de un pentagrama corría por sus venas. Muchas veces se encerraba en el baño a cantar. Oriunda de Tandil, a los 8 años vino a Buenos Aires con su familia: su padres Mario y Viviana y sus dos hermanos, Edgardo, de 29 y Lucía de 26. Vivieron en Lanús, Rafael Calzada y Temperley. Allí mientras su padre trabajaba de carpintero se acentuó su relación con la música. Cantaba en el colegio y en la capilla de Caacupé hasta que dos amigos la invitaron a cantar pop y más tarde se lució en un grupo de cumbia al que llamaban “Angie y los Fieles”.
 

ANGELA LEIVA, la reina que revoluciono el cantando



“Mi mamá era súper cumbiera. Los sábados, mientras limpiábamos la casa escuchábamos Radio Pasión. Una tarde invitaban a adivinar que canción era la que sonaba en el programa y llamé para responder y como no recordaba el nombre, les pegunté si querían que la cantara. Y cuando me escucharon, se sorprendieron y  me invitaron a un casting y quedé seleccionada para participar del concurso ‘Pasión Canta’. Y lo gané. En ese tiempo habíamos formado una banda con chicos de mi barrio y hacíamos covers. Siempre ad honorem. Mi papá tenía una camionetita tipo breack y nos llevaba. Ibamos todos apretados con los equipos y nos pagaban con una coca. Y nos volvíamos a casa felices”, recuerda Angela, quien trabajaba limpiando departamentos recién terminados de construir y la pasaba mal porque era una zona insegura. Pero su familia no estaba bien económicamente y ella no dudaba en aportar su sueldo para los gastos de la casa.

   Su madre, Viviana, falleció de cáncer hace 7 años y era su fan número uno. Le  gustaba ir a sus shows, ubicarse entre el público y sorprenderla. Fue un golpe muy duro para Angela: “Después que ella se fue, yo canté en los mismos lugares donde me había sorprendido y la veía, sentada entre el público. En el álbum ‘La Reina’, tengo un tema que se llama ‘Canción a mi Madre’, que compuse con mi productor Ale Romero, y cantarla me lleva a un lugar distinto. Esa canción me atraviesa el alma y cuando la canto, la siento a mi lado. Cuando ella se agravó estaba en Tandil, y yo en Bolivia porque conducía un programa allá. Me vine de inmediato a Buenos Aires y de acá me fui manejando hasta Tandil. La metástasis había tomado el cerebro y la operaron, pero salió de eso y padeció una trombosis en una pierna. Sufrió mucho. Cuando murió no podía entenderlo. Me dolía por mí y también por mis hermanos”, cuenta emocionada.

 

ANGELA LEIVA, la reina que revoluciono el cantando

   Si bien Angela tiene muchas canciones que le gustan, la favorita de su público es “Amiga Traidora” o “Quién Eres Tú” y cada vez que se presenta en un escenario, no puede dejar de cantarlas.  A ella, las que más le gustan son “Lo que me Hiciste Tú”, “Ladrón de Porquería”,  “Ahora Sé” o “Mi Gran Maestro”, aunque son muchas las que integran la lista de preferidas.  A algunas mujeres, sus canciones les sirven  para hacer catarsis y sin dudas, “La Reina” se convirtió lentamente en una de las grandes protagonistas de la música tropical. Hace unos años se animó cantar a nivel internacional. Cautivó en Bolivia con su voz y fue elegida para cantar  el Himno Nacional Argentino en el partido de eliminatorias entre el seleccionado de ese país y el nuestro. Hizo giras por Estaods Unidos y Europa presentándose en Virginia, Nueva York, Londres, Estocolmo, Barcelona, Madrid y Valencia entre otros lugares. Asegura que fue una experiencia muy fuerte para ella cantar cumbia en Estocolmo. Uno de sus proyectos futuros es trabajar en España y México. En marzo de este año, tenía previsto realizar una gira por distintas ciudades de Estados Unidos pero se suspendió por la pandemia del coronavirus y su agenda de shows estaba completa hasta fin de año. 

   Respecto a la relación con su colega,  Karina “La Princesita” Tejeda, Leiva no tiene dudas: “Con ella está todo bien. Hablamos lo que teníamos que hablar. Es una colega y está en el lugar merecido y respetado.Hoy compartimos pantalla en el cantando”, confirma.  

En los últimos años su carrera creció mucho pero para Angela ser artista y mujer es una combinación explosiva. Está segura que a las mujeres les ha costado mucho ingresar en el mundo de la música tropical.

Son generaciones y generaciones de machismo, de trabajo de hormiga de las mujeres, pero la gente esta criada de esa manera y hay que pelearla. Yo la peleé. Tuve momentos difíciles. Debajo y arriba del escenario. Me molestan las actitudes machistas de algunas mujeres. Los extremos no son buenos”, dice la cantante quien lleva grabados siete discos y llegó a tener hasta ocho shows por noche, aunque prefiere no hacer más de cuatro.

ANGELA LEIVA, la reina que revoluciono el cantando

Hace dos años,  cuando se animó a contar una historia de violencia de género sufrida de parte de su ex pareja y representante, Mariano Zelaya, quien tiene una perimetral que aún hoy está vigente, sus fans la apoyaron incondicionalmente. Ella supo capitalizar el cariño que le brindaron y logró iluminar su vida refugiándose en su canto y sus afectos.

La música me salvó de la oscuridad. Me enamoré de un hombre que me representaba. Era 14 años mayor que yo y estuvimos juntos 8 años. Confiaba mucho en él y pasamos de una relación de trabajo a ser pareja. Fue muy lindo al comienzo hasta que las cosas se pusieron grises y se empezó a pudrir todo. Mi vulnerabilidad me paralizaba. A la noche cuando me iba a acostar, lloraba en silencio. Viví una pesadilla hasta que logré separarme. Y ahí empezó la violencia psicológica, laboral, económica. Tiene una perimetral y no puede acercarse a menos de 300 metros de donde yo estoy. Siento que entregué mi vida y mi carrera y me pagó muy mal. Era una mala persona. En un tiempo él era Dios para mí, hacía todo bien, lo idolatraba. Tuve que hacer un trabajo interno muy intenso. Llegué a mirarme al espejo y decirme a mi misma: yo lo permití, tendré que resolver porqué  lo dejé entrar a mi vida, porqué dejé que las cosas fueran pasando de claro a oscuro. El me decía que yo sin él no era nada, que mi carrera se terminaría, se ‘iría a pique’ cuando nos separáramos. Lo que para mí era un sueño para él era un rédito económico.", dijo Leiva.

"Quería retenerme y cuando yo planteaba la  separación enseguida planeaba una luna de miel o unas vacaciones. Era el típico recurso. Los últimos tres años de la relación ya no estaba enamorada pero quería seguir relacionada con él laboralmente y hasta le decía ‘No te voy a molestar’. Tenía miedo de seguir sola. Me costó volver a empezar. Cuesta confiar pero encontré gente linda, que tiene ganas de trabajar y verme crecer. Esto pasó hace dos años. Hasta que volví a ser la que era en un principio. A veces miraba para atrás y decía “¿Yo estuve ahí?. Fue caótico pero lo pude superar. Implicó un trabajo interior de años. Hago terapias alternativas, constelaciones familiares, me siento plena, segura de mi misma. Soy una mujer entera, no soy la niña que él conoció. Hoy con casi 32 años (los cumplo el 11 de septiembre) soy otra, más segura de mí misma. En todos los sentidos. Capitalicé el dolor. Lo vivo como una resiliencia. Me empoderé. Soy de mirar para adelante, hago borrón y cuenta nueva. Soy como esos caballos de carrera que tienen una meta, y no paran. Creo en Dios y en la virgen pero no siento la necesidad de ir a la iglesia”, agregó.

 Desde hace dos años está de novia con Martin Echarte, un músico de su banda que toca el trombón; Angela confiesa estar muy enamorada.” Lo encontré en la oscuridad. Es muy tímido y cuando lo conocí ni se me ocurría pensar que podría tener algo con él y de repente lo empecé a ver con otros ojos y cuando quise acordarme estaba re enamorada. Lo encaré yo. Cuando empezó la cuarentena le dije ‘hace un bolsito y venite’. Es divino. Yo soy re loca como buena virginiana. Y él es un sol que me hizo volver a creer en el amor. ¿Si me gustaría formar una familia, tener hijos? Por ahora, no. Ya llegará el momento.”, confiesa.

 Angela es la productora independiente de sus canciones y en ese renacimiento se siente feliz. Dice que es como “una vocera” de las chicas que están enojadas con los hombres y también de los que se enamoran. Confiesa que era muy tímida pero con el tiempo fue perdiendo la timidez. Si bien admira a muchas figuras del mundo de la música como Abel Pintos, Alejandro Sanz, David Bisbal, Valeria Lynch y Lucía y Joaquín Galán, entre muchos otros, fue encontrando su estilo y se convirtió en la elegida de la gente. Pero si bien disfruta de este momento nunca se olvida de sus comienzos en la movida tropical: “Admiraba a Leo Mattioli. Mi primer show en vivo me marcó mucho. Fue en ´Anexo´, una disco de la zona de Temperley donde vivía. No podía imaginar cómo me iban a recibir en el lugar donde yo iba a a bailar los sábados. Tenía 19 años y la gente estaba expectante esperándome. Y cuando subí al escenario, explotó el lugar. Todos cantaban fuerte porque conocían mis temas. Fue una emoción enorme. Lloré mucho”, recuerda conmovida. 
 

ANGELA LEIVA, la reina que revoluciono el cantando

   Angela tiene un estilo propio. Decidió dejar atrás su pelo rubio por su verdadero color, castaño oscuro y si bien cuando sube a un escenario le gusta arreglarse, dice que es muy sencilla a la hora de vestirse. “Me gusta estar en pijama. Tengo una colección. Si tengo que ensayar o salir a hacer compras uso joggineta y buzo. En mis presentaciones me gusta lucir bien. Tengo vestuaristas que me asesoran y trabajamos en equipo. Pero no soy demasiado coqueta, aunque me cuido y llevo una vida sana”, agrega con un tono de voz dulce pero seguro.

  A la hora de los deportes Angela se confiesa “vaga” y dice  que “se las arregla en la cocina” aunque no es lo que más le gusta. Fanática del mate, adora a los caballos y en su tiempo libre, le gusta tejer. “Tejo al crochet. Hice bufandas, carpetas, almohadones. Me encanta.Si bien la pandemia golpeó fuerte al mundo de la música, agradezco que la cuarentena me agarró en Buenos Aires antes de viajar a Estados Unidos. Tuvimos la suerte de quedarnos en casa y encuarenterarnos. Me gusta soñar. Me imagno haciendo muchas cosas, saliendo de la zona de confort y cantando en escenarios increibles, me veo en la tv haciendo cosas de calidad, hermosas. Nunca dejando la cumbia, aunque puedo cantar otras cosas y lo disfruto igual. Uno tiene que sentir lo que hace para poder transmitirlo”, concluye la artista quien no se arrepiente lo que ha vivido. Aunque haya sido una vida intensa para sus 31. 

 

Prod y estilismo Sol MIranda - Fotos Fede De Bártolo

Asistente de Producción Martina Santamaria 

Agradecimientos: Instalaciones Grupo Haras del Sur. Agradecimientos: Instalaciones Grupo Haras del Sur Make up @delavegamakeup.

Pelo @martineznavarrohair. Benito Fernández.

@Bohemia_oficial.@Moratta_nb.@muchofilo

@cpatelier.ar by Cris Pezzente, Estilismo

 @by.cristianmartinez & @souza_rey_@ropa_bellaok Back @enchulamecon. Equipo de produccion Angela Leiva.@varelammg.@aleromero1975

@kariibin

 

Galería de imágenes

En esta Nota
Rebeca Peiro

Rebeca Peiro

Comentarios