domingo 8 de diciembre de 2019
caras
ESPACIO NO EDITORIAL - CARAS LIKE | 05-08-2019 17:43

Neohair: guerra a la calvicie

La patología capilar afecta tanto a hombres como a mujeres. Es una enfermedad en la que la pérdida del pelo afecta, no solo físicamente, sino que tiene una repercusión social y personal que conlleva a problemas de autoestima y, en el peor de los casos, a la depresión.

Neohair es una empresa americana con única sede en Argentina dedicada a los tratamientos de recuperación capilar e implantes capilares. “Nuestra idea como institución es poder tratar la patología capilar en todos sus ámbitos, ofreciendo al paciente no solo la solución a su enfermedad, sino acompañándolo en todo el proceso de recuperación, generando contención y apoyo”, aclara la Dra. Angélica Rivera Medina, Médica especialista en Cirugía y Medicina Estética, quien junto a su socio Rodrigo Ezequiel González son los titulares de Neohair Argentina.

¿En qué se basa el tratamiento de recuperación capilar?

Los tratamientos los realizamos con células madre. Nuestros tratamientos se fundamentan en la recuperación del pelo de manera natural mediante la estimulación del folículo. La célula madre capilar, específicamente, aumenta la síntesis de melanina y queratina natural, lo que va a dar un aumento en el grosor de las fibras capilares preexistentes y favorece la angiogénesis para la formación de nuevos pelos. Todo esto se traduce en el aumento del volumen y la fuerza del pelo, ganando cantidad y calidad.

¿Qué otros tratamientos realizan, además de la regeneración capilar?

También realizamos implantes capilares utilizando las diferentes técnicas actualmente aceptadas: FUE (Folicular Unit Extraction), FUSS (Folicular Unit Strip Surgery) y BHT (Body Hair Transplant). 

¿Cuál es la diferencia entre cada una de las técnicas?

El FUE es una técnica de trasplante capilar que extraer las unidades foliculares y es ya una alternativa a la técnica clásica de la tira. Entre las ventajas se destaca la reducción de molestias postoperatorias en la zona donante y el aspecto muy poco visible de las cicatrices puntiformes residuales.

En el caso del FUSS, se extrae desde la parte posterior o laterales de la cabeza una fina tira de piel con cabello. Los puntos se retiran aproximadamente dentro de las dos semanas siguientes a la intervención. Como resultado, queda una cicatriz, que es estéticamente invisible, gracias al cabello circundante.

Por último, el BHT implica la extracción de la unidad folicular, de áreas corporales con cabello fuerte y grueso. Es una alternativa para pacientes con poca cobertura en la región donante occipital.

Para contacto: Av. Córdoba 679, piso 4B, CABA. Tel: 0810 444 0066. Mail: info@neohair.com.ar.

Conoce más en su perfil de Instagram.

 

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Todo lo que hay que saber

La información más importante de este martes en un breve video

Espacio Publicitario