viernes 20 de mayo del 2022
CELEBRIDADES 14-05-2022 12:13

Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta: "Es mi lugar en el mundo"

La actriz y conductora posa orgullosa en una galería de su nuevo hogar salteño. Una moderna construcción entre los cerros y con una laguna Galería de fotosGalería de fotos

Flor Peña está sentada en la gran galería aterrazada mira el atardecer de un soñado día de abril. El sol comienza a esconderse tras el cerro San Lorenzo y una brisa apenas fresca le recuerda que el otoño ya se adueñó del paisaje salteño. Las hojas del bosque, que desde allí observa, se tiñeron de ocre y se convirtieron en una improvisada alfombra del terreno escarpado. Las montañas y el bosque con más de doscientas especies de árboles propician el microclima que se crea apenas a quince minutos de la capital de la provincia del noroeste argentino.

Entre una ecléctica mezcla arquitectónica de clasisismo europeo y neocolonial, a los 47 años, Flor Peña confiesa que finalmente encontró “nuestro lugar en el mundo”. Lo “más cercano al Paraíso en la Tierra”, dirá luego durante la charla exclusiva que mantiene con CARAS. El flamante hogar que toda la familia inauguró en Semana Santa y que ideó, soñó y pudo convertir en realidad junto a su pareja, el abogado salteño Ramiro Ponce de León (48), a quien llama “Rama”, y con quien se animó a soñar de a dos. Y con quien también se atrevió a volver a ser madre de Felipe (4 y medio), que se sumó a Juan (12) y a “Toto” Otero (18).

Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta:
Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta: 

Allí se refugió para recargar energías y hacer frente al nuevo desafío de un programa que dice, lleva su sello propio, y un nombre que, desafiante, se animó a proponer, “La pu*@ama (LPA)”, un Big Show producido por Jotax para las noches de América.

“Un título jugado, como yo, disruptivo para la TV abierta que es un espacio acotado. Pero el canal me dejó que fuera libre y, entonces, le dije que quería hacer un programa en el que fuera yo, más Florencia que nunca…”, cuenta con la euforia de todo estreno…

—¿Es una mujer que siempre va por más..?

—Sí. En mi anterior programa fui muy feliz pero en un momento sentí que toqué techo y quería algo más… Por eso me fui bien y en busca de un nuevo desafío. Necesito esa adrenalina para vivir y para trabajar. Es un riesgo pero yo vivo la vida así. Porque siento que soy eso; ese título “La Puta Ama de mi Vida”. Creo que estamos llenos de mandatos a cumplir y, en algún momento, hay que parar y hacer lo que uno siente, lo que uno quiere. ¡Yo soy la puta ama y decido qué quiero! Es una frase que me representa porque tiene mucho que ver con el empoderamiento femenino. Yo decido quién soy y a dónde ir. Soy una mujer frontal, sexual y no me preocupo más por lo que opinan los demás. ¡Nada me detiene a esta altura de mi vida! Cuando surgió el título buscamos sinónimos pero no había otro que me definiera así. ¡Soy re yo! Y me da mucha alegría que la gente se anime, como yo, a romper estructuras; a romper hielos... Soy una especie de pionera en mi vida. Siempre voy rompiendo hielos y me gusta también ser la inspiración de otras mujeres. Con lo que hago, pienso o digo, no ofendo a nadie. Soy una mujer fuerte porque soy vulnerable, mega sensible. En general, voy a ese lugar de lo “no” correcto…

Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta:
Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta: 

—Es desafiante… y en ese camino ¿No entra el temor?

El miedo siempre está. No conozco una persona que no le tema a nada. Está bueno que exista como una alerta pero no me detiene. Me avisa y me hace pensar pero jamás me paraliza. Creo que siempre me acompañó frente a los riesgos que he corrido y que son bastantes. Y muchas veces me he caído pero rápidamente me he levantado para seguir adelante. El miedo no puede parar mi vida. Claro que esto es producto de un gran autoconocimiento; de mucho análisis y autocrítica para modificar los errores. Siempre viví y experimenté cosas desde la valentía, no desde la cobardía…

—¿Se expone a todo con cuerpo y alma..?

—¡Siempre me expongo! Cada cosa que tomo la transformo para mostrarme como soy. Porque, fundamentalmente, soy una comunicadora. Y como tal siento la obligación de poder expresarme genuina y honestamente. ¡Ya hay demasiada falta de amor en este mundo! Entonces yo aporto el mío; lo que siento. Sólo reprimo lo que puede hacer mal o lastimar a otro. Siento que así soy honesta conmigo. Porque a esta altura de mi vida no quiero disfrazarme de nada. Ya me callé demasiado tiempo para ahora no decir lo que quiero. ¡Ojo, tampoco soy una kamikaze! No me tiro más a una pileta sin agua, vacía. Pero tengo tomada una posición bien firme en la vida. Y ya no me importa la opinión de los demás. Y, obvio, que sé que al exponerme de la manera que lo hago, estoy abriendo una puerta que puede ser brava…

Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta:
Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta: 

—Muchos cambios para este año. Nuevo programa, nueva casa y hasta una propuesta de matrimonio…

—Sí. Todo junto y muy bueno. Con “Rama” nos íbamos a casar hace ya un largo tiempo y justo se enfermó mi padre –que luego falleció–… Y, obviamente, no había clima para ninguna celebración. Además, para nuestra pareja un papel no cambiaba nada. Pero ya cumplimos nueve años juntos y en el íntimo aniversario que tuvimos me sorprendió. Me invitó a comer, los dos solos como solemos hacerlo en nuestras escapadas románticas, y me regaló un anillo grande con una cartita. Yo no entendía nada… Porque organizó todo como una ceremonia que debía ser romántica como implicaba semejante pedido. Armó cajitas de distintos tamaños que yo iba abriendo y encontrándome con otra y con otra hasta que en la última estaba el pedido de casamiento. Pero como yo no comprendía bien de qué se trataba, todo el romanticismo terminó como somos nosotros, con risas... Pero igual allí me proponía casamiento y me regalaba un anillo. ¡Yo no lo podía creer! Pero me pareció un acto súper romántico y, aunque no soy demasiado emotiva en esos puntos, me encantó. Hay detalles que son muy significativos y que uno los siente como un mimo al alma que cada tanto necesita recibir.

Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta:
Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta: 

—Entonces, ¿Se viene el casamiento a pesar de no creer en papeles?

—Sí. Decidimos que era la mejor manera de celebrar nuestro amor que ya lleva 9 años contra todo vaticinio. ¡Porque nadie pensaba, creo que ni nosotros, que íbamos a durar tanto! Pero va a ser un casamiento muy a nuestro particular estilo. Tendremos dos celebraciones, una en Salta, porque “Rama” tiene demasiados amigos y compromisos, y otra en Buenos Aires para todos los míos. Supongo que será, más o menos, para fin de año. Haremos una bendición frente a nuestra familia y a los amigos. No creemos ni queremos iglesia y esas cosas tradicionales de los casamientos. Por eso optamos por una ceremonia laica, graciosa y emocionante… Fiel reflejo de nuestras personalidades. No nos van las cosas tan formales y obligatorias. Preferimos festejar a nuestro estilo. Más relajados; sí celebrando nuestro amor y con una gran fiesta. Con “Rama” somos muy fiesteros pero sin doble lectura. (Risas)

—¿Y se va a vestir de novia, blanca y tradicional?

¡Por supuesto que me voy a poner un vestido blanco porque me encanta disfrazarme de novia..! Ya tendré que comenzar a ver diseñadores para probarme todos y elegir el modelo que más me guste. Voy a cumplir con todas las tradiciones de una novia. ¡Si me caso voy a ponerme todo lo que lleva una novia! Si finalmente lo hago, lo voy a hacer bien, con todo lo que eso implica. Vestido blanco, ramo, ligas, anillos… ¡Me gusta disfrazarme de novia con todo!

Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta:
Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta: 

—¿Cómo tomaron sus hijos “Toto” (18) y Juan Otero (12)– la noticia?

—Ellos ya son grandes. Pero igual están recopados con la decisión. En casa se habla todo. Y en nuestra familia no juzgamos, acompañamos al otro en lo que haga. Trabajamos mucho para que esto sea así y me siento orgullosa de cómo son mis hijos. Y Felipe (4 y medio) aún es muy chico y está tan feliz como nosotros.

—Si no cree en los papeles y siempre se negó a una boda… ¿Por qué ahora lo hará?

Siento que “Rama” es “el” hombre. Nos divertimos mucho juntos. Lo mejor que tenemos es que nos enamoramos como somos. Ninguno quiere cambiar algo del otro. Experimentamos juntos y eso nos mantiene vivos, intactos como pareja. Y, obviamente, el humor también es muy importante en nuestra relación. Como siempre digo, quizás tengamos una manera de mirar el amor más libre que otras parejas pero para mí no hay una manera de amar. Nosotros trabajamos para que no se estanque el amor. Amamos las partes del otro que todos critican. Yo lo amo con sus monerías. ¡Realmente la pasamos muy bien juntos! Y claro que tenemos también nuestras discusiones pero sin ellas no sería amor de verdad. Nos aburriríamos demasiado. Nosotros alimentamos nuestro amor con escapadas solos, sin distracciones de por medio.

Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta:
Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta: 

—Y este refugio, en medio de los cerros salteños, ¿Es un sueño más de la pareja cumplido?

—Sí. Es un refugio de amor. Nos costó mucho convertirlo en realidad. Durante seis años estuvimos detrás de él para concretarlo. Buscando, viajando y eligiendo detalles. Es un lote que da al monte y a la montaña, en lo que llaman “barrio cerrado” de San Lorenzo. En realidad es una casona diferente porque por el terreno desnivelado por la cercanía de los cerros, está construída toda en una planta pero en distintas alturas. Son cinco habitaciones con sus toilettes, una gran cocina, living, comedor, una linda piscina en la bajada que sigue hasta una laguna con miles de árboles. Toda la casa está rodeada por una galería en la que nos sentamos a ver los atardeceres salteños que son una maravilla y, si se puede, con un buen vinito de acá también es perfecto. Ahora que ya comienza a hacer frío, por la noche cambiamos el relax de la galería y pasamos frente a la chimenea. Es un lugar idílico. ¡Es nuestro lugar en el mundo! Lo buscamos, lo ideamos y lo estrenamos. Aquí venimos a relajarnos y disfrutar todo. ¡A los chicos también les encanta! Y acá, además, puedo relajarme y meditar. Un ejercicio que me encanta y que aquí me conecta directamente con la paz.

Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta:
Flor Peña abrió las puertas de su soñada casa en Salta: 

 

Agradecimientos:

Fotos:  Samuel Ganem, booker Sebastián Centeno, Pelo y Make Up Nano Maldonado, estilista Maggie Mellas, @actitudfdeflor, @lacademieboutique, @macarenaalzega, @salsipuedesbsas, @moscu_palermo, @lachicadelosstilettos, @lpfemme, @milano_store_, @consalaccesorios, @ego.accesorios, Línea Aérea Jet Smart. Diseño de Interiores estudiointeriorismo. Rent car norterentalsalta.

Galería de imágenes
En esta Nota