Caras

RSS

Instagram

Facebook

Twitter

10/09/2018

Súper plena: Lali Espósito devela la receta para el éxito mundial

Por Sabrina Galante | La artista del momento se confesó con CARAS, hablando de todo. Mirá esta imperdible entrevista

Con un gesto casi familiar, agradece la taza de café caliente que le alcanza en pleno junket de prensa uno de los integrantes de su sólido equipo de trabajo. Son las seis de la tarde de un frío jueves y aunque para algunos la jornada laboral está llegando a su fin, en el salón del primer piso de un hotel de Barrio Norte Lali Espósito (26) espera paciente a CARAS, con disco en mano y una advertencia:“Esta vez tiramos la casa por la ventana”.

La artista teen que creció en los sets de televisión de la productora de Cris Morena y triunfa como ícono juvenil de la música se refiere a los shows que dará en el estadio Luna Park el 23 y 24 de agosto para celebrar “Brava”, su tercer material discográfico de estudio.“Son canciones en las que me animo a probar y a apostar a sonidos nuevos, sin alejarme de lo que soy yo y dentro de una estructura súper pop”, anticipa quien mimetizada con la estética latino-italiana de su nuevo álbum viste un osado conjunto total-black con pronunciado escote y tacos “Varios centímetros debajo de lo que suelo usar. Todo tiene que ver con todo: pensé en una estética que tuviera que ver como el ‘power’ italiano que propone el disco y esa cosa súper latina y centroamericana en las flores. Jugar con toda esa mezcla que somos me parecía lindo. Además es un arte que me sienta bien porque yo me visto así, no es que me armo un personaje. ¡Soy súper yo!”, expone al mismo tiempo que hace alarde de su visible bronceado europeo.“Pude hacer una movida y organizar para descansar unos días de la gira en Ibiza”, explica.

Reconocida por sus pares en el exterior — artistas de la talla de Abraham Mateo, el cantautor peruano A. Chal, Reik y el dúo Mau y Ricky colaboraron en sus canciones— la también actriz de cine y televisión (que prepara su #BravaTour por el interior de la Argentina, Chile y Uruguay) decreta los próximos dos meses como los más ajetreados de su calendario.“Es la primera vez que se me juntan tantas cosas pero por suerte los planetas se alinearon para que todo se de en tiempo y forma. Cada proyecto tiene su peso y su aura y me significan algo diferente”, analiza una de las integrantes del trío de directores del primer talent show de Fox de Latinoamérica (Talento FOX), junto a Diego Torres y Wisin, que además desembarcará en pantalla grande con “Acusada”, su primer filme dramático el próximo 13 de septiembre, donde compone a una joven acusada de asesinar a su mejor amiga.

Lee también: La respuesta de Lali Espósito tras el “palito” de Mariano Martínez

— ¿Puede con todo?
—Estoy convencida de que cuando te apasiona algo medio que no registras si es poco o si es mucho, todo es satisfacción. Pero no te voy a negar que agosto y septiembre son los meses más intensos de mi vida. Aunque con todas cosas espectaculares, buenas y especiales. Hasta saqué una colección cápsula de indumentaria en “47 Street” que es una línea de ropa urbana y también para salir. Elegí todo lo que me gustaba de la moldería y armé yo misma los conjuntos con ropa que usaría para mi vida cotidiana, algunos tienen frases de mis canciones y hasta mi cara. Qué fuerte… Siempre quise, y sueño, hacer algo con la moda pero me falta tiempo. Todos estos proyectos son bien distintos y estoy contenta de esta libertad que tengo para trabajar en diferentes cosas. Como este disco tan power, que sale un poco de mi zona de confort y donde me permito probar cosas nuevas.

—Como animarse a jugar con la sensualidad y el erotismo en sus letras y videoclips…
—Yo soy muy pasional en todo lo que hago y no me pondría a hacer cosas en las que no me hallo. Estas canciones son las que salieron y las que me divierten cantar hoy. Y los universos que se ven en los videos, como en el clip “Besarte Mucho” son totalmente pensados por mí y aunque muestran sí esa faceta más sensual y jugada siento que tengo la edad, el momento y la soltura para jugar con todo ese universo. Es algo que me surge natural y sin problemas.

— ¿Y su pareja, que no forma parte del medio artístico, también lo comprende como un juego?
—Él me acompaña súper bien y como es alguien que entiende de música, sabe que no todas las canciones hablan de una sino que también se escribe para otros, el tema “Tu novia” nace con las ganas de hacerle una canción a las solteras y la cantan en los shows como un himno porque es muy representativa de la soltería joven y de esta boludez de que parece que si estás sola estás triste. No tengo ni que explicarle que esa canción no es para él, hay otras que sí son para él. Eso es lo positivo de que entienda de música.

— El universo estético que acompaña sus vestuarios siempre es impecable. ¿Cuánto le preocupa la moda y verse bien?
— Yo iría al chino así (señala su outfit) con la ropa de show, como que no me doy cuenta que no tengo puesto un jean y una remera. Así bailo, como y salgo a caminar. Santiago me ve tan natural en esa situación que le causa gracia. Me gusta verme bien y claro que me preocupa lo que me pongo, no me da lo mismo. También se estar de jogging en mi casa ¡y chocha! Puedo hacer esa separación y sentirme cómoda. Pero disfruto de arreglarme y me divierte porque vivo a full todo lo que implica el universo estético. ¿Sabés lo que es organizar para hacerme estas uñas? Todo un laburazo.

— ¿Se siente a gusto y cómoda con su cuerpo o es de criticarse mucho?
— Creo que el ser humano es inseguro a priori, después uno en la vida, si tenés suerte y la cabeza para eso, entendes qué cosas son mierdas y qué cosas son de verdad importantes. Te mentiría si te dijera que no me importa pero no me critico, no soy muy dura conmigo ni me peleo con eso. Sí lo veo en otra gente y capaz verlo te asusta un poco y te hace pensar “yo no quiero eso”, cuando sos más chico sobre todo. Quizás sí soy más exigente pero artísticamente y me mato ensayando para que todo lo que hago sea perfecto. Desde chica era así y en un momento se te prende una alarma y bajás diez cambios. Te pones más grande y comprendes algunas cosas.

— ¿Por ejemplo?
— A delegar, a ceder, aunque el ego cuando no sabes delegar es raro. El “yo puedo con todo” es raro. Y aprendes a confiar en otro y a sentir que ese otro te va a representar bien y va a entender lo que queres pero al principio es una tensión, yo me ponía freak freak con algunas cosas. Lo primero que pensás es “no lo va a entender o no lo va a hacer bien” y eso es una cuestión de ego espantosa porque ¿por qué el otro no lo va a hacer bien? Y con el tiempo lo vas aprendiendo y amasando y ahora no quiero hacer nada. (ríe)

—Sin embargo, fue su espíritu emprendedor lo que la llevó a triunfar como solista de manera independiente, siendo usted su propia productora y sin el respaldo de una discográfica de peso.
—¡Y es una emoción! Me pasa hoy por ejemplo cuando me llega la invitación de “Ale” Lerner a estar en los 35 años de “Todo a Pulmón” y cantar con un Gieco ahí, que te consideren siendo joven y teniendo cinco años en la música al lado de ellos que son consagrados, me da la pauta de que hay un apoyo y que algo hice bien.

—¿Siente que el camino se le hizo más cuesta arriba siendo mujer? ¿Alguna vez se sintió subestimada?
— Sí, quizás al principio cuando empecé con la música había algo como de “la minita que hace pop”, un producto. Fue el primer comentario medio machista mala onda que recibí y sé y me consta de gente que me ha venido a decir“yo pensé así y ahora te veo lo que haces y tal cosa”. Creo que todos somos medio de juzgar las cosas sin saberlas o conocerlas en profundidad por eso siempre soy un poco más cuidadosa cuando algo no me gusta y lo estoy por criticar. Esa crítica al toque de mala vibra era un poco lo que había al comienzo pero no hizo que nada sea cuesta arriba porque al contrario, llegamos a un tercer disco en cuatro años con experiencias hermosas en el medio y giras. Siento que al toque la gente entendió y me acompañó bien. Aunque al principio fue difícil, tenían que pasar estos años para que muchos entiendan y conozcan el tipo de proyecto que es mi música y lo personal que es.

¿En qué invierte su dinero? ¿Hay algo en lo que sienta culpa gastar?
— Claro…. (Se toma su tiempo para pensar) Hay una marca de ropa de Los Ángeles de venta por internet, que es como un estilo glam urbano estallado que me representa mucho porque tiene piezas como medio locas. Yo soy re medida y cero compulsiva, de hecho mis amigas mujeres me detestan porque soy la peor compañera de shopping porque llego y a la hora me quiero ir, me pone mal, no se comprar. Pero con esta página me pasa algo, tenemos una conexión, algo muy particular que hace que hay oferta y allá voy, el Sale de allá, acá es actualidad. Y me pone mal porque a veces fueron muy cerca una compra de la otra, algunas las podría haber evitado, había cosas que ya tenía parecidas. Yo uso todo igual y amortizo toda la ropa que me compro, en fotos, videos, shows.

—¿Coqueteó alguna vez con la idea de pasar por un quirófano para verse mejor?
—No y no se me ocurre. En serio, eh. ¿Existe tipo… el alargamiento de pierna? Ricardo Fort se había puesto talón, como un taquito. ¿No? Pero sufrir por una boludez así, no. Sólo si quedo como Dolores Barreiro, pero no, la verdad es que no.

— ¿Conserva secretos de belleza?
— Nada muy específico. Me pongo mi pis a la mañana, mi orin en el rostro. (Ríe a carcajadas) Re fuerte la declaración ¿Te imaginás? La verdad soy bastante clásica con esas cosas. Emilia Attías es la persona que más tips me enseñó y de la que más aprendí cómo ponerme y sacarme el maquillaje, la tiene clarísima y siempre nos repetía cuando grabábamos Casi Ángeles “se tienen que sacar siempre el make up”.
Afuera no tarda en oscurecer y la estrella juvenil va por el café numero dos del día “aunque con cinco infusiones de té en el medio”. Afianzada en su noviazgo con Santiago Mocorrea (33) al que conoció tras bambalinas en un show de Ricky Martín donde auspició de telonera, comenta que recién entrada la noche, luego de esta entrevista y un posterior “Facebook Live” para sus redes sociales, se reencontrarán tras un asado con amigos ya que“respetamos mucho el espacio del otro”.

Lee también: La China, Lali y Eva de Dominici le hicieron frente al bullying en las redes

— ¿Eso explica que no esté hoy aquí con usted?
— En estas situaciones de “promo” no le nace venir porque es una persona súper ocupada y está haciendo su laburo. Más tarde obviamente hablaremos y le contaré mi día y él me contará cómo fue el suyo.

—Alguna vez declaró que se sentía muy verdadera en un mundo de plástico. ¿Tiene que ver con esa transparencia que dice definirla?
—Sí, con mi manera de moverme, me pasa en cualquier ámbito de la vida o en el medio en que nos movemos, la gente que es medio acartonada o medio que no le creo no me se relacionar. Me gustan las cosas que son como son, mis amigos son personas reales y mis amigos del medio son pocos pero son personas que son como se las ve y para mí vale un montón. No me da lo mismo. En un mundo cruel como el de la tele, es muy importante el entorno y ahí depende cuánto te importe defender quién sentís que sos. Y cuando lo tenés claro no podés caretear.

—¿Tener a su familia dentro su equipo diario de trabajo —su madre la produce y su hermana es su asistente— la ayuda a no olvidarse de quién es?
—No tengo ninguna duda. Cuando vos tenés ese cariño honesto y desinteresado y puro acompañándote, trabajando o no, vale un montón y a vos ya te predispone a estar en los lugares que tenes que estar expuesto de otra manera, porque sabes siempre a dónde acudir.