viernes 12 de julio del 2024

La luna en astrología

La temporada cáncer - signo cuyo regente es la luna - es un buen periodo para preguntarnos: ¿Por qué la luna es tan importante en la astrología? Galería de fotosGalería de fotos

CREDITO CARAS

La luna en nuestra carta astral representa nuestro refugio, la memoria de nuestro hogar materno, el lugar en el que nos sentimos cómodos en base a lo que incorporamos desde pequeños.

Hay doce lunas, y cada una determina nuestra sensación de protección a través del cuidado recibido desde que nacemos, que se va complejizando a la hora de ser nosotros mismos quienes nos cuidamos, y aún más al pasar a cuidar a otros.

La luna se activa cada vez que nos sentimos en riesgo y, en base a su posición, a lo largo de la vida vamos generando y perfeccionando estrategias para alcanzar la sensación de ser queridos del mismo modo que lo fuimos en nuestra niñez, una sensación de seguridad a la que -ilusoriamente- deseamos volver.

Para ilustrar a modo de ejemplo, una luna en aries necesita movimiento constante y relacionarse a través del conflicto, ir con impulsividad y rapidez hacia su deseo en una actitud defensiva. No importa si el conflicto realmente existe, ese es su lugar cómodo, el que lo lleva a lo conocido, quizás a la forma de relacionarse que tenía con su madre, o que tenían sus padres entre sí, o incluso al caos que podía haber dentro de su casa.

La importancia de la luna en nuestra carta reside en que es ella la que actúa a la hora de relacionarnos íntimamente. Ella hace aflorar cualquier vulnerabilidad que podamos sentir ante la posibilidad de que nos saquen de ese caparazón construido.

Pero esa luna tiene una forma de madurar, puede cuidar y cuidarse sin la necesidad de hacerlo desde un lugar de supervivencia. La luna en nuestra carta reside tanto en un signo como en una casa astrológica y puede tener varios aspectos (diálogos) con otros planetas. Estas configuraciones determinan cuál es la salida evolutiva de esa luna y, por ende, de la infancia.

Cuando trabajamos la luna, podemos desplegar con mayor soltura y expansión todas las demás funciones de nuestra carta: el sol toma otro brillo, mercurio piensa con menos miedo, venus atrae desde lo que merece y no desde la inseguridad, y así con cada uno de los planetas.

La luna entonces, además de encerrar protección, patrones y memorias, también es un faro que indica cómo podemos crecer y movernos de lugar sin riesgo y sin perder la sensación de ser queridos.

Datos de contacto:

Mail: [email protected]

Celular: 1167880773

Instagram: @ca.milhojas

Facebook: @ca.milhojas

Galería de imágenes
En esta Nota