jueves 4 de marzo de 2021
caras
ACTUALIDAD | 19-05-2015 12:26

El reinado del glam femenino

En el 68° festival de Cannes Galería de fotos

Los reflectores están prendidos sobre la Red Carpet del festival de Cannes 2015, evento que hasta el 24 de mayo será el escenario glamoroso del show biz y del fashion system internacionales. Protagonistas de la kermesse no son sólo las películas en concurso, sino también las star y sus looks para la gran noche. Actrices y actores, it-girls, celebrities y socialités van conquistando La Croisette y se desafían a golpe de tuxedos refinados, long dress escenográficos y creaciones couture sofisticadas. Una edición del festival claramente femenina: muchas fueron las mujeres protagonistas del cine que en esta edición número 68 se distinguieron más que nunca. Desde la película de apertura, “La Tete Haute”, dirigida por Emmanuelle Bercot (47), obra que marcó la vuelta a la pantalla grande de la señora del cine francés, Catherine Deneuve (71), hasta la entrega por primera vez de la Palma de Oro de Honor a una mujer, la directora francesa Agnès Varda (86). También la primera película en competición, “Our Little Sister”, dirigida por el japonés Koreeda Hirozaku (52), cuenta las tensiones y secretos de un clan familiar completamente femenino.

Por segundo año consecutivo, la ceremonia inaugural estuvo a cargo del actor francés Lambert Wilson (56), quien en su discurso inicial declaró que “el cine tiene una misión, la de crear héroes capaces de guiar a los hombres, además de ser una forma de rezo para que los hombres se conviertan en mejores personas”. Para esta edición del festival se eligió como imagen oficial a la inolvidable Ingrid Bergman, en ocasión del centenario de su nacimiento. “Las mujeres han modificado la mirada del cine”, prosiguió Wilson. invitando a la platea a cerrar los ojos y dejarse sugestionar por el “perfume de mujer, por la evocación de lo femenino como símbolo de amor, de aventura de la imaginación, punto principal de libertad y deseo”. Un amor declarado lo de Cannes hacia las mujeres, con una selección particularmente rica de nombres femeninos, para acordar que el “sexo débil” no es para nada frágil, para terminar con viejas discriminaciones, para decir basta a quién sigue relegando la presencia femenina en el cine a un lugar limitado. Mujeres presentes también en el jurado de la manifestación, del cual este año hacen parte personalidades sobresalientes del cine, empezando por los hermanos Joel (60) y Ethan Coen (57). Los Coen son los legendarios directores de obras maestras como “El Gran Lebowsky” y “Fargo”, y pisaron por primera vez la Croisette en 1991 con “Barton Fink”, película que ganó la Palma de Oro. Los acompañan el director mejicano Guillermo del Toro (50; “El Laberinto del Fauno” y “Pacific Rim”), Xavier Dolan (26), director y actor canadiense, el “enfant prodige” del grupo, el actor norteamericano Jake Gyllenhaal (34; “ Secreto en la Montaña”), la actriz inglesa Sienna Miller (33; más famosa por su turbulenta historia de amor con el actor Jude Law), Sophie Marceau (48), única representante francesa y por cuarta vez en Cannes, la española Rossy de Palma (50), musa inspiradora de Pedro Almodóvar (65), y la cantante maliana Rokia Traorè (41), nueva reina de la música africana.

Once, diecinueve y cincuenta son los números símbolo del Festival de Cannes 2015: once días dura el festival, diecinueve son las películas en concurso que se presentan en el Grand Théâtre Lumière, y cincuenta son los metros de alfombra roja sobre los cuales cada noche desfilan los protagonistas. Cannes es la segunda manifestación del año dedicada al cine después de la entrega de los Oscar, y muy a menudo decreta el éxito de las películas que iremos a ver. Además se distingue de todos los otros eventos por el espesor profesional y cultural que desde siempre la identifican.

Como ya había pasado hace unas semanas en la Gala del MET, en Nueva York, acá también el director del festival, Thierry Frémaux (54), “desaconsejó” a los invitados usar los teléfonos y sacar selfies en la Red Carpet. Sin embargo, las divas de Cannes recuperaron en privado su espacio fotográfico regalando sus imágenes en las redes sociales: Julianne Moore (54), antes de salir a la alfombra roja, hasta la foto de la modelo Karlie Kloss (22) con el pelo mojado; desde los hijos de Naomi Watts (46) jugando con el vestido de ensueño de la madre hasta las joyas increíbles de Lupita Nyong’o (32). En cuanto a glamour, no faltó nada. Llegaron estrellas de todos lado, primera entre todas Charlize Theron (39), presente en Cannes con el remake de “Mad Max: Fury Road”, película fuera de competencia en la que la sudafricana protagoniza a la Emperatriz Furiosa, guerrera de brazo biónico y con el pelo afeitado a cero. Su llegada a la alfombra roja, acompañada por Sean Penn (54), ella con un strapless amarillo de Dior Couture y él con un traje oscuro de Armani, desató el entusiasmo de los fan y paparazzi sobre el Montée des Marches, recordando el divismo “d’antan”. En estos días las mujeres más lindas del cine desfilan sobre la mítica Croisette luciendo magníficas prendas de las casas de moda más famosas al mundo. Julianne Moore estuvo en la ceremonia de apertura y en la premiere de “La Tete Haute” como embajadora de L’Oréal Paris, con un maravilloso vestido negro y gris, de pollera estilo sirena y amplio escote sobre el décolleté, firmado Armani Privé. Fue, sin dudas, una de las más fotografiadas. Para la segunda noche, la ganadora del último Oscar a Mejor Actriz eligió un vestido rojo de Givenchy Haute Couture y joyas Chopard, sponsor del evento desde 1998 y realizador de la Palma de Oro que se llevará el ganador.

Otro look de ensueño fue el de la australiana Naomi Watts, presente con la película “Sea of Trees”. Lució impecable con un vestido escotado gris y pollera completamente cubierto de plumas, de la colección Couture Spring 2015 del libanés Elie Saab (50). Un poco más “normal”, pero igualmente bellísima y de clase, Natalie Portman (33), que este año presentó su película “A Tale of Love and Darkness”, marcando su debut como directora. Lució un vestido colorado de Dior, simple pero perfecto sobre ella. Para la apertura, Sienna Miller llegó al teatro Grand Lumière respetando perfectamente el dress-code, con un vestido azul de un solo hombro de Lanvin, caracterizado por unos detalles negros. Para completar e iluminar su look, lució unas joyas del atelier Swarovski. Verde esmeralda firmado Gucci para Lupita Nyong’o: un vestido de chiffon con profundo escote y falda suelta plissè, enriquecido por un bordado floral de cristales sobre los hombros. De mirada intensa y risa contagiosa, la mejicana Salma Hayek (48) brilló en la kermesse cinematográfica con un Alexander McQueen de espalda descubierta y de lunares dorados. Llegó acompañada por su marido, el millonario François-Henri Pinault (52), dueño de Kering, el nuevo fashion partner del Festival de Cannes para los próximos cinco años. Emma Stone (26) también dijo presente en Cannes.

Protagonista junto a Joaquín Phoenix (40) de la película número 50 de Woody Allen (79), “Irrational Man”, la actriz encantó a fan y fotógrafos con dos looks adorables: el primero, un vestido cóctel de encaje negro firmado Oscar de la Renta, mientras el segundo, un long dress también de encaje celeste claro de Dior Couture, fue una verdadera declaración de amor hacia la femineidad.

También en esta edición hubo un “accidente en el camino”, que tuvo como protagonista a la actriz transalpina Sophie Marceau. Todo por culpa de su vestido de Alexander Vauthier, un impalpable chemisier de seda con un vertiginoso tajo. Lo irreparable sucedió frente a la escalera más famosa del cine: del brazo de Guillermo del Toro, la actriz levantó demasiado el vestido para subir, dejando a la vista su ropa interior. Parece que La Croisette es una verdadera maldición para la protagonista de “Adolescentes de Fiesta”. El público aún se acuerda de cuando hace diez años sorprendió mostrando accidentalmente su busto, siendo su cómplice un bretel demasiado resbaladizo.

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios