jueves 22 de abril de 2021
caras
ACTUALIDAD | 05-01-2016 10:14

“Pampita”, Con amigo Frances

Stephane Pompougnac Galería de fotos

Los dolores siempre tienen su proceso de curación, sobre todo cuando involucran al alma. Los últimos meses del 2015 se asemejaron a una tortura emocional que bien podrían sumir en la depresión y el desencanto a cualquier mortal, pero no a una mujer que jamás deja de aferrarse a su fortaleza interior. No fue un año fácil el que pasó para Carolina “Pampita” Ardohain (37), quien en apenas meses vio como buena parte de lo que había construido en su vida se lo llevó un tsunami tan impiadoso como letal. Dejar de lado diez años de amor y asumir la nueva faceta de mujer soltera es el desafío que afronta la modelo pampeana, feliz de recibir el 2016 acompañada por lo más importante que le dio la vida: Bautista (7), Beltrán (3) y Benicio (1), sus tres hijos.  “Así arranca el nuevo año, rodeada de amor! Bienvenido 2016!”, escribió en Twitter la noche del Año Nuevo en Punta del Este, un refugio ideal para olvidar penas y comenzar a reconstruir los sentimientos.

Alojada con sus tres herederos en un bungalow de Casa Suaya, “Pampita” nunca deja de pasar inadvertida. Y aún con el fuerte golpe emocional que recibió, cada vez que su silueta irrumpe en la piscina del hotel las miradas se concentran en ella. Su sonrisa y sus curvas componen un cóctel irresistible para cualquier hombre, sobre todo cuando el interlocutor, si ya no lo sabe de antemano, descubre su soltería. Y ese fue el caso de otro huésped celebrity de Suaya, el experimentado deejay francés Stéphane Pompougnac (47), quien vino al Este contratado para pasar música en algunos eventos. La coincidencia en el hotel de otro huésped vinculado con la música, el cantante Santiago “Chano” Carpentier (34), de buena relación con “Pampita”, dio lugar a relajadas charlas en derredor de la piscina entre mates y tragos. Y así fue creciendo la buena onda entre Carolina y el deejay al que todos identifican con su residencia en el “topísimo” Hotel Costes, de París, donde edificó su reputación de especialista en música lounge y house. Acosada asiduamente vía mensajes en el celular desde que se selló su separación de Benjamín Vicuña (37), la modelo encontró en su interlocutor europeo un canal distinto de acercamiento. Sin prejuicios ni conocimiento de situaciones mediáticas, Stéphane se sintió muy atraído por la belleza de su nueva amiga argentina. Sólo le extrañó la permanente aparición de fotógrafos, aunque tampoco esa situación lo perturbó. Y así, como sin querer, fue creciendo un vínculo que le renovó el ánimo y las emociones a “Pampita”, quien sabe que aún es muy prematuro ponerse a pensar en un nuevo amor. Pero conocer a postulantes interesantes se lo tiene más que permitido, y en ese sentido Pompougnac picó autorizadamente en punta.

Refugiada en su bunker de José Ignacio, la presencia de Ardohain es casi una garantía en los principales eventos sociales de Punta. Una actitud que puede responder a una apertura social y que comparte con dos de sus mejores amigas, la periodista Bárbara Simons y su íntima, Oriana Montanelli, quienes la acompañan a los cócteles y a hacer playa en el parador Selenza Negroni, donde suele vérselas los días en que más castiga el sol. Ellas dos también estuvieron a su lado cuando este domingo fue a ver tocar a su nuevo amigo al parador La Susana, de José Ignacio, donde se realizó un nuevo concepto de fiestas llamado Summer Trends. Un mix de moda, gastronomía y música al atardecer que comenzó con el deejay argentino Hernán Nunzi en las bandejas, mientras “Pampita” conversaba en una mesa muy animadamente con el deejay francés. “Ya había venido dos veces a Punta del Este, para mí es como una Ibiza de América”, le dijo Pompougnac a CARAS antes de subirse a la cabina y animar a los invitados con su repertorio onda sunset. No necesitó de muchos temas para que Carolina lo vibara desde al lado de la cabina y hasta se sacara una foto con sus amigas y Stéphane en plena acción. A más de uno sorprendió ver a “Pampita” bailando tan mimetizada con la música y llena de energía positiva. Fue el mejor cierre para una semana revitalizante no exenta de algún contratiempo, como cuando salió a aclarar declaraciones que se le atribuyen a su madre sobre Vicuña. “El amor por mi madre es incondicional, pero los dichos trascendidos carecen de veracidad, lamento que con esto lastimen al padre de mis hijos”, explicó ellá en Twitter. Y también le transmitió a los fotógrafos, que la persiguen a sol y sombra, que con “Chano” no había absolutamente nada, ya que algunos medios soslayaban un acercamiento entre ambos por las fotos juntos en la pileta de Suaya. Y tiene toda la razón, porque si alguien le despertó expectativas en este verano esteño es ese deejay nacido en Burdeos que le renovó la ilusión.

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios