domingo 25 de septiembre del 2022
ACTUALIDAD 04-08-2015 12:59

Karina Rabolini, en el valle de la luna

"Todas las mujeres le debemos mucho a Evita." Galería de fotosGalería de fotos

Con una gran sonrisa, la mano siempre lista para ayudar a todos los que se le acercan y sin una huella de cansancio ni de mal humor a pesar de llevar tantas horas, primero sobre un avión y luego en una 4x4, Karina Rabolini ((48) sigue recorriendo el interior de la Argentina. Con su cómodo pantalón cargo, sus botas de gamuza bajas, una sencilla t-shirt y un chaleco para combatir las bajas temperaturas que repentinamente invaden el árido valle, recorre la zona de Ischigualasto con el mismo entusiasmo que, en su pasado, supo caminar por la Quinta Avenida de Nueva York. A bordo de una camioneta llegó hasta ese paradisíaco lugar de la provincia de San Juan para dejarse hipnotizar por la extraña formación arcillosa, con gran variedad de tonalidades, formas y desniveles, con multifranjas de minerales y sedimentos. El Valle de la Luna la cautivó por completo. Como parte de su gira por el interior de la Argentina, esta vez la presidenta de la Fundación Banco Provincia llegó a la provincia invitada por el gobernador, José Luis Gioja, para participar del acto del 63° aniversario del fallecimiento de Eva Perón. “San Juan se viste de gala para recibir a quien es hoy la primera dama de la provincia de Buenos Aires”, fue la bienvenida. Con su sonrisa amiga y su sencillez de siempre, Karina saludó a todos y agradeció la posiblidad de volver a recorrer un paisaje tan extraordinario como único.

“Hace treinta años que acompaño a Daniel... En realidad, nos acompañamos mutuamente en la vida. Y es un trabajo arduo y muy comprometido. Veo un gran futuro para la Argentina. Por eso hoy recorro sus provincias para conocer cada lugar como Daniel lo hizo en su momento. Hoy tengo la posibilidad de recorrer cada punta del país conociendo el potencial, los recursos naturales y humanos de cada lugar. También, fomentando el turismo porque crea innumerables fuentes de trabajo para la gente. Viendo con mis ojos sus necesidades. Como siempre digo, la política para mí es una herramienta importantísima para mejorarle la vida a la gente. Pero yo no tengo ni quiero ninguna carrera política. Sólo acompaño a Daniel y voy a cuidar a mi marido. Voy a estar a su lado, lo voy a defender y a trabajar junto a él”, repite Karina convencida de su misión como esposa de Daniel Scioli (58).

Después de dejarse cuativar por la Naturaleza, Rabolini participó de la presentación “Eva Perón y su Obra”, del historiador del Museo Evita, Pablo Vázquez en el auditorio Eloy Camus del Centro Cívico.

“Eva Perón será por siempre un referente para todos los que trabajamos en el área social, más allá del partido político al que pertenezcamos. Las mujeres argentinas le debemos mucho a Evita y es nuestra obligación honrarla con nuestras acciones. De Eva destaco su sensibilidad social, su espíritua de lucha y su voluntad. No es fácil enfrentarse con realidades duras y tener esa fuerza emocional para poder enfrentar los desafíos. Por eso, como dije, más allá de los colores políticos, Evita es una referente no sólo para los peronistas, sino para todos”, vuelve a asegurar con su hablar tranquilo y pausado la bella mujer rubia. Y a pesar del cansancio de una agenda que no entiende de horarios, distancias ni descansos, Karina Rabolini con su gran sonrisa concluye: “Me siento con mucha energía; puedo decir que me nutro de la gente. Como persona del interior que soy, valoro el contacto con las personas de cada lugar al que llego. Siempre me dan mucho cariño y energías para continuar”.

Galería de imágenes
En esta Nota