Caras

RSS

Instagram

Facebook

Twitter

05/12/2018

Juliana Awada se lució como anfitriona y sostén de Macri en el G-20

Por Fabián Cataldo | La Primera Dama organizó todos los eventos de color que rodearon al evento político que reunió a los lideres más importantes del mundo. Todos los detalles en la nota.

El desafío era enorme y el estrés fue una constante, hora tras hora. El presidente Mauricio Macri (59) cumplía cada uno de sus objetivos presentando una imagen impecable, pero el “detrás de la escena”, lo que no mostraban las cámaras, era la vulnerabilidad de un hombre que enfrentaba cada reunión, cada gala o firma de acuerdos trascendentales sacando fuerzas de donde podía.

Su sostén, avalando el dicho “detrás de cada gran hombre hay una gran mujer”, fue esa “hechicera” que conquistó su corazón y con quien se casó en 2010. Su pilar en la previa, el durante y el después del G20 fue Juliana Awada (44), y cada uno de esos instantes en que “el guerrero” necesitaba la contención de su Primera Dama fue registrado fotográficamente. En la Quinta Presidencial de Olivos, en el celebrado fin del G20, con el disfrute de la “misión cumplida”. O en cada uno de los intervalos en los que cada break de soledad del Primer Mandatario no permitía “dormirse en los laureles” y requería repasar documentos o discursos, para la próxima cita de la agenda oficial. Siempre, en esos momentos de tensión extrema y concentración, estaba la mano de “la Hechicera” tomando la suya, o rodeándole el cuello en señal de apoyo incondicional.

Lee también: Juliana Awada y los acompañantes del G-20 visitaron el Malba


Juliana también estaba a su lado cuando Macri “se quebró” en el Colón por la emoción del show compartido con los líderes del Poder Mundial. Esa mujer “se puso al hombro” la agenda de las otras Primeras Damas, representó a la belleza, la moda, el liderazgo y las causas solidarias de la Argentina. Ella, la misma que nunca en esas 72 horas interminables e históricas dejó de ser mamá de Valentina Barbier (15) y Antonia Macri (7), con quienes compartió también intimidad y mimos en Instagram.

Tras la importante Cumbre, el matrimonio presidencial se permitió descansar y celebrar algunas horas, para volver a enfocarse rápidamente en los próximos desafíos. La consigna, como lo demostró el G20, continúa siendo la misma: seguir siendo familia, unidos y enamorados.

Fotos: Gentileza Presidencia de la Nación