jueves 12 de diciembre de 2019
caras
ACTUALIDAD | 06-07-2017 11:37

Gabriela Sari, luce su embarazo de 6 meses, plena y feliz

En pareja con Darian “Rulo” Schijman (34) desde hace cuatro años, cuenta que él la conquistó con su gracia y naturalidad. Galería de fotos

Embarazada de seis meses Gabriela Sari (36) luce plena y feliz y su gran sonrisa no se agota jamás. Dice que vive su embarazo a full y que a pesar de que los tres primeros meses sufrió de náuseas y otros factores derivados de su estado, hoy disfruta como nunca de su vida y espera ilusionada a su primera hija.

En pareja con Darian “Rulo” Schijman (34) desde hace cuatro años, cuenta que él la conquistó con su gracia y naturalidad. Hoy, mientras esperan la llegada de su heredera, cumplen 4 años juntos. “Nos conocimos cuando él me hizo una nota para “CQC” y yo trabajaba en “Dulce Amor”. En ese momento estaba de novia pero al año corté y Darian se volvió a acercar y me conquistó”, cuenta ella feliz

—¿Cómo transita su segundo trimestre del embarazo?

—Lo vengo llevando muy bien pero dicen que los últimos tres meses son fatales, así es que esperemos que todo siga bien. Por ahora duermo bien; recibo alguna que otra patadita, pero feliz. Los tres primeros meses estuve descompuesta, con náuseas y vómitos. La pasé re mal. Somaticé todo lo que me dijeron que me iba a pasar.

—¿Con su pareja quería tener una nena o les daba lo mismo el sexo?

—Quería una nena y se me cumplió. El que más quería beba era Darian; el está encantado con tener una nena. Yo al principio quería un varón pero después me imaginé a mi hija como una princesa y quise una nena. Igual aún no decidimos cómo se va a llamar.

—¿Qué opciones barajan?

—¡Ah no! Eso es súper secreto… (Risas).

—¿Recuerda cómo vivió el momento en el que se enteró que iba a ser mamá?

—La verdad no lo podía creer porque fue todo muy rápido. Empezamos a buscar y quedé al instante. Nuestra hija es un bebé muy buscado. Nos embarazamos al toque. Nosotros arrancamos a buscar relajados, sin apuro y de repente llegó.

—¿Cómo llegaron a tomar la decisión de ser padres, lo hablaron?

—No hubo muchas palabras en el medio, nos imaginábamos a una “rulita” o un “rulito” y nos copó la idea de formar una familia juntos. No hay nada más lindo que buscar un hijo. Traer vida al mundo como mujer te hace sentir espléndida, especial. Sentir sus movimientos, cómo patea y cómo su inquietud me despierta por la noche es encantador.

—¿Cómo se imagina a Darian como papá?

—Increíble y espectacular; me lo imagino como el mejor papá. El va a ser mejor padre que yo madre. (Risas). Lo veo como una persona muy amorosa cuidadosa, precavida y responsable. Tiene una gran visualización a futuro que yo no tengo. Desde el orden de la casa, hasta todo. El es organizado y metódico. Me viene bárbaro.

—¿Y usted como mamá cómo se ve? ¿Ya siente una conexión con su hija?

—Yo me veo bien. Tuve temores hasta que ví a mi astróloga y me dijo que no sintiera temores porque voy a ser una gran mamá. Uno se pone temeroso porque se va a encontrar con un desafío y con una personita que depende todo el tiempo de vos. Me asustaba la idea de si iba a estar preparada para ser madre. Ahora tomé confianza en mí y astrológicamente me indica que todo va a estar bien. Y sí, siento con fuerza una conexión con mi hija que crece cada día. Me encantaría poder comunicarme con ella para que entienda que hay horarios en los que no se tiene que mover tanto... Ya está ubicada cabeza abajo. Tiene cosas del padre, es precavida y se toma su tiempo para todo.

—¿Aumentó mucho de peso con el embarazo?

—La verdad es que no, tengo pura panza, debo haber engordado 7 kilos. No me cuido pero mantengo una alimentación muy sana.

—¿Tiene antojos?

-Sì, de frutas y de cosas jugosas. Por las mañana me exprimo cuatro naranjas pero antes durante los primeros meses los cítricos me caían pésimo; andaba todo el día mal. Recuerdo que tuve un antojo terrible y tuvimos que salir con “Rulo” a recorrer las heladerías porque quería uno de pistacho.

—¿Cómo se imagina a su hija?

—Mi sueño es que tenga rulitos como el padre, queremos tener una “rulita” o un “rulito”. El no se peina pero a mí me encantaría tener una nena con rulos y peinarla todos los días.

—¿Qué le gustaría que tenga de usted y de su pareja?

—La energía que tengo que siempre tira para adelante y no me detengo nunca. Sueño con que mi hija tenga las fuerzas para arrasar con lo que venga. De Darian quiero que saque los rulos que tiene y el humor. El tiene una alegría única que justamente fue lo que me enamoró. Siempre soñaba cómo iba a ser mi hombre ideal; el que me hiciera feliz y hoy lo tengo.

por Fede Levin

(Producción: Fernanda Vaudagna)

F. DE BARTOLO/PERFIL

Agradecimientos: Make Up Micaela Roza para Frumboli Estudio. Peinó Vanesa López para Mala Peluqueria. Las Pepas. Doma. Fila. Nikka. Kevingstone. Naturale Bronze. Mora Dionisia accesorios. Chechu. Libelle Estética. Viviana Gargiulo de Viví tu decoTortuguitas/Vicente López. Gabriel García Community Manager.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Música

Conociendo Rusia: "Loco en el desierto"

Espacio Publicitario