jueves 19 de septiembre de 2019
caras
REALEZA | 31-08-2019 11:00

La tumba de Lady Di que la Corona británica quiere mantener en secreto

De acuerdo con Roberto Devorik, mejor amigo de la princesa de Gales, su descanso final no es el que se cree.

Lady Di aún sigue generando fervor en el mundo entero. La "princesa del pueblo", como se la conoce popularmente, es un misterio que muchos quieren develar.

En el 22° aniversario por su muerte, se conocieron detalles del lugar destinado para el descanso final de Diana, quien falleció luego de sufrir un choque automovilístico mientras se encontraba de vacaciones junto a su pareja Dodi Al-Fayed. El accidente ocurrió en Paris, en agosto de 1997 y conmovió al mundo entero.

El príncipe William y su hermano Harry se enteraron de la partida de su mamá mientras disfrutaban del verano junto a Isabel II en la paz de Balmoral. Los herederos al trono recibieron la fatídica noticia de la boca de su propio padre, Charles, quien les comunicó la perdida antes de que se enteraran por alguna otra vía.

En ese momento y tras una dura negociación con su madre, el príncipe Carlos logró la autorización de la Corona para traer los restos de su ex esposa -se habían divorciado un año atrás y Diana ya no podía tener trato de realeza-, en uno de los aviones de la familia real. “¡Es la madre del futuro rey de Inglaterra!”, le habría dicho el príncipe a su madre en una fuerte discusión.

Lady Di

Tras el acuerdo, el cuerpo de Diana Spencer fue repatriado por el propio príncipe Carlos y regresó el 2 de septiembre a Londres. Trasladado a la Capilla Real del Palacio de Saint James, se dispuso una habitación para que los más íntimos de la princesa pudieran despedirse. “Lo que me resultó llamativo es que no había nadie cuidando el lugar”, sostuvo Roberto Devorik, íntimo de la fallecida princesa. “Fui a ese lugar acompañado por la madrina de Diana y no había guardias, ni nada. Me acuerdo que me llamó la atención porque podía pasar cualquier cosa. En ese momento, en Inglaterra se vivían momentos muy tirantes”, agregó en una entrevista con Nelson Castro.

Si bien la familia Spencer quería un servicio privado y la reina estaba de acuerdo, las masivas movilizaciones sociales forzaron al gobierno y a la Corona a que la princesa tuviera un funeral de Estado. “Antes del funeral, llevaron el féretro al palacio de Kensington. Creo que ese fue el momento en el que hicieron el cambio”, reveló Devorik. “Diana fue muy clara y dejó especificado en su testamento que quería que la enterraran al lado de su padre”, contó, dejando a la vista que en realidad los restos de la madre de Harry y William estarían en la cripta familiar de los Spencer, en la iglesia de Great Brington.

Lady Di en la portada de CARAS II

De acuerdo al amigo de la princesa, su verdadero entierro tuvo lugar la noche anterior al masivo adiós que le dio el pueblo inglés. “Yo entré al palacio de Saint James, donde estaba el ataúd con Diana, y fui el primero en firmar el libro de condolencias. Estábamos con Lady Elsa Bocker, que era su madrina postiza. Los dos solos frente al féretro y no había un guardia en el palacio”, recordó, confirmando que la tumba que visitan miles de turistas anualmente es sólo un monumento conmemorativo ubicado en el castillo que hoy pertenece al Conde Charles Spencer, hermano de Diana.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario

Actualidad

Minuto de Noticias

Toda la información en 60 segundos.

Espacio Publicitario