sábado 20 de agosto del 2022
ACTUALIDAD 01-03-2016 11:40

Gala de la moda y el glam de los Oscar

La pasarela que aplaude el mundo Galería de fotosGalería de fotos

Meticuloso y discreto retrato de los periodistas que traen a la luz horrores demasiado tiempo ignorados, “En Primera Plana”, de Thomas McCarthy, se llevó este año el Oscar a la Mejor Película. Quedó atrás “El Renacido” de Alejandro González Iñárritu, quien si bien no pudo con el premio principal, se convirtió en el primer director en llevarse dos premios en años consecutivos desde que lo hiciera Joseph L. Mankiewicz en 1950-1951.

La polémica por la falta de diversidad en la 88ª edición del premio Oscar, tuvo su punto final en el momento en que el maestro de ceremonias, Chris Rock (51), resumió la idea en una sola frase. “Son los premios número 88 de la Academia, lo que significa que el que no haya nominados negros ha pasado por lo menos 71 otras veces”, dijo contundente, para quitarle toda seriedad al tema del boicot, por parte de artistas como Will Smith. Considerado uno de los cómicos americanos más populares y de lengua más afilada, ante un auditorio notablemente nervioso y tenso, nadie sabía qué podría llegar a decir, porque Rock se negó a hacer cualquier tipo de publicidad para el evento, a excepción de una breve aparición la semana pasada para probar un poco de material. El resto no pasó a mayores y premio tras premio, el escenario fue un nuevo desfile de bellezas impactantes, que ya habían dejado su marca en la Alfombra Roja. El clímax de la temporada de premios llegó a su fin no sin antes ser un fiel reflejo de nuevas tendencias y espectacularidad internacional, sobre una alfombra de 166 metros de longitud y 2780 metros cuadrados.

Existe una nueva camada de actrices que debutan en ese recorrido. Saoirse Ronan, protagonista de “Brooklyn”, a sus 21 años, es quien lució el look menos hollywoodense, en un vestido de pedrería de Calvin Klein Collection con profunda espalda descubierta, en color verde para conmemorar la bandera de su natal Irlanda, tal como lo había anticipado. La africana Charlize Theron, dio el toque de color de la noche, con un escotadísimo Dior en rojo pasión con cola. Excelente detalle con el colgante de brillantes y el recogido con onda lateral. Su película “Mad Max: Furia en el Camino” sería la gran ganadora, mayormente en los rubros técnicos, llevándose 6 estatuillas. Brie Larson, que triunfó como Mejor Actriz por “La Habitación”, cautivó en un Gucci azul, con escote en V, cinturón de pedrería y volantes en la falda, joyas de Niwaka, pelo semirecogido y labios color frambuesa. Jacob Tremblay, el niño de “La Habitación”, con sólo 9 años apareció vestido por Armani. “Brie Larson es genial y apuesto todo por ella”, dijo muy animado tras postear en instagram una foto en el auto camino a la gala, junto a sus dos sonrientes padres.

Alicia Vikander, la mejor actriz de reparto en “La Chica Danesa”, lució un Louis Vuitton abullonado amarillo, con joyas y zapatos de la misma línea. Naomi Watts, bellísima con un vestido de Armani Privé azul brillante remarcando la silueta, y escote “palabra de honor”, con un collar de diamantes Bvlgari y cabello rubio suelto hacia un lado, deslumbró con sus labios remarcados en rojo. Julianne Moore, eligió un vestido de Chanel con escote en V, con tirantes con pedrería y volumen en la falda, corte princesa. También el cabello suelto, que pareció haber sido la opción más elegida durante la noche. La colombiana Sofía Vergara con un Marchesa tipo corsé sin tirantes, con silueta de sirena y escote corazón, acompañado por joyas de Lorraine Schwartz color azul, anunciaría luego el premio para la Mejor Película Extranjera, “El Hijo de Saúl”, de Hungría. Kate Winslet, a quien le hubiera fascinado agregar un segundo Oscar a su colección y posar junto a DiCaprio, se mostró igualmente feliz por el triunfo de su amigo, en un vestido de Ralph Lauren negro brillante, con cola que completó con el cabello suelto hacia el lado. Rooney Mara impactó en un Givenchy Haute Couture, diseñado por Riccardo Tischi, color blanco bordado con “cut out” en el abdomen. Rachel McAdams, nominada por su papel de “En Primera Plana”, si bien no se llevó el premio, se jugó por uno de los escotes más mencionados de la noche, de la firma August Getty Atelier. Jennifer Garner llegó sola, luego de su separación de Ben Affleck. Aún así lució un generoso escote asimétrico con uno de los pechos con pedrería a conjunto con el fino cinturón, un detalle elegante que hizo que su Atelier Versace esté entre los mejores de la noche. Clásico negro y porte estelar muy bien llevado. Cate Blanchett siempre es centro de atención y nunca decepciona: su Armani Privé verde agua con corte sirena, escote en V y los apliques de plumas que forman flores en bordados de cristal, se vio como uno de los logros de la velada. Daisy Ridley —protagonista de Star Wars— en Chanel Couture color gris y el pelo recogido se llevó las miradas de todos y la envidia de muchas presentes. Heidi Klum en Marchesa colección otoño 2016, con tonalidades en lila dispuestas verticalmente y una gran flor en su hombro derecho, no generó las mayores adhesiones, aún así la alemana sigue marcando tendencia especialmente a la hora de verse cada día más jovén. Eddie Redmayne, que se presentaba como la gran competencia para DiCaprio, vistió un Alexander McQueen. Sam Smith en un Dunhill Tuxedos, se llevó el premio a Mejor Canción Original por la última película de Bond y dejó a Lady Gaga con las manos vacías. Quienes también generaron alboroto fueron Henry Cavill, Jared Leto y Michael B. Jordan como los mejores vestidos.

Todos los nominados reciben premios adicionales, con un valor que supera los 230.000 dólares en regalos de lujo. Las bolsas que se reparten entre ellos incluyen un viaje de 10 días a Israel en primera clase, alquiler de autos, una ruta de senderismo de 15 días por Japón, packs de fitness, estancias en hoteles en el lago Como en Italia, y tratamientos de belleza; especialmente estos últimos son los que mayor inversión conlleva para las actrices. Un ejercito de dermatólogos desfiló repetidas veces por los pasillos de los principales hoteles en los últimos días. Los especialistas tuvieron a su cargo darle shocks de vitalidad a la piel de las mujeres más importantes de Hollywood, quitar ojeras, disimular imperfecciones y realzar un aspecto vivaz y juvenil, porque a falta de photoshop, todas sucumben a las contingencias de las cámaras y las luces de un show internacional en vivo y directo. Así Lady Gaga no pudo disimular los apliques de su peluca peinada estilo años 50. Poco favorecedor fue el mono con cola blanco de la cantante, un diseño de Brandon Maxwell que lució sobre capa a la cintura y que, al parecer de las críticas que recibió en las redes sociales, no causó una positiva opinión.

También se hicieron presentes y entregaron el premio al Mejor Corto Animado en el escenario los Minions y, para conmemorar sus 20 años juntos, estuvieron Woody y Buzz Lightyear, de Toy Story. El mejor filme de animación fue para la maravillosa “Intensamente”. Su director, Pete Docter, pronunció tal vez las palabras más sentidas de la noche, porque con ellas definió claramente el poder del Séptimo Arte.“Este filme nació de ver crecer a nuestros hijos, que no es algo sencillo. Todos pasamos momentos difíciles en la escuela, en que nos sentimos tristes, molestos, asustados. Eso uno no lo elige. Pero lo que sí se puede elegir es, hacer cosas. Hagan cine, dibujen, escriban. Eso hará un mundo de diferencia”, culminó emocionado.

Galería de imágenes
En esta Nota