jueves 23 de mayo del 2024
INTERNACIONAL 06-04-2024 01:57

De qué murió Alejandra de Dinamarca, la otra Princesa de Gales que también estuvo enferma

La mujer que hizo historia por tener más tiempo el título de Princesa de Gales murió a los 81 años de edad.

El anuncio personal de Kate Middleton sobre su batalla contra el cáncer ha generado preocupación en el Reino Unido. Sin embargo, hace 157 años, otra princesa de Gales también enfrentó una situación similar que conmocionó a la sociedad de la época. Se trata de Alejandra de Dinamarca.

La reina consorte británica por su matrimonio con Eduardo VII, vivió momentos difíciles cuando estaba a punto de dar a luz a su tercer hijo y padeció una fiebre reumática grave. A pesar de no ser inglesa de nacimiento, Alejandra de Dinamarca dejó una huella imborrable en el Reino Unido durante su reinado como princesa de Gales desde 1863 hasta 1901.

De qué murió Alejandra de Dinamarca, la otra princesa de Gales que estuvo enferma

Su elegancia y estilo la convirtieron en un ícono popular entre el pueblo, siendo la mujer que más tiempo ha ostentado el título de princesa de Gales en la historia. En 1867, durante el parto de su tercer hijo, Alejandra sufrió complicaciones debido a un ataque de fiebre reumática que puso en peligro su vida y la dejó con una cojera permanente. Aunque su estado empeoró rápidamente, su esposo, el futuro Eduardo VII, no le brindó el apoyo necesario. Mientras luchaba por su vida en Marlborough House, cerca del Palacio de Buckingham, su marido estaba ausente, participando en actividades sociales sin preocuparse por su estado.

Alejandra de Dinamarca y su esposo
Alejandra de Dinamarca y Eduardo VII

La princesa enfrentó meses de enfermedad, agravada por un diagnóstico erróneo de los médicos de la época, quienes confundieron su condición con artritis gonocócica. Aunque finalmente se recuperó, Alejandra de Dinamarca sufrió secuelas de por vida, incluyendo problemas de audición y movilidad reducida. A pesar de todo, mantuvo su apariencia juvenil hasta su vejez, enfrentando desafíos adicionales como la pérdida parcial de la visión. Falleció a la edad de 81 años en Sandringham después de sufrir un ataque al corazón.

AM